miércoles, 12 diciembre 2018
03:42
, última actualización
Local

De club de alterne a burguer, la transformación de un barrio

Nuevos negocios se instalan en Jardines de Hércules mientras espera la llegada de su apeadero.

el 08 jun 2014 / 23:59 h.

TAGS:

El antiguo club de alterne Top se convertirá pronto en la franquicia de una cadena internacional de hamburgueserías. / El antiguo club de alterne Top se convertirá pronto en la franquicia de una cadena internacional de hamburgueserías. /

El cierre de la antigua fábrica de Uralita en Bellavista cambió profundamente la constitución de un barrio que contempló cómo de pronto emergía un nuevo núcleo residencial en unos terrenos que durante décadas estuvieron destinados a la industria. La macrourbanización Jardines de Hércules nació y fue creciendo al cobijo de la burbuja inmobiliaria y del boom del ladrillo, sin que su entorno fuera mutando al mismo tiempo. El resultado: 15.000 residentes colindando con un polígono industrial, el de Pineda, plagado de naves industriales, concesionarios de automóviles y, lo más llamativo de todo –por sus letreros lumínicos–, un club de alterne, denominado Top, que cambió de ubicación hace aproximadamente un año. El negocio no se marchó demasiado lejos, trasladándose a otro inmueble situado a pocos metros de distancia.

Durante las últimas semanas una empresa constructora ha comenzado a reformar el primer edificio de este club, con el objetivo de convertirlo en un burguer de una cadena internacional. No es el único negocio nuevo que llega a esta zona. Junto a este antiguo prostíbulo, en un concesionario automovilístico cerrado, un cartel anuncia la próxima apertura de una estación de servicio de la cadena low cost Petroprix, una empresa que anuncia que su objetivo es hacer el repostaje de combustible «más fácil y económico, gracias al uso de la tecnología que permite el repostaje no atendido».Su compromiso es ofertar «combustible de máxima calidad y tener los precios más competitivos del mercado, con un gran nivel de servicio».

A estas instalaciones comerciales se unen otros proyectos de infraestructuras para la zona, como el futuro apeadero que elMinisterio de Fomento se ha comprometido a poner en marcha en Jardines de Hércules. La titular del ramo, Ana Pastor, estuvo recientemente enSevilla para anunciar que este mismo año comenzará a construirse. El proyecto técnico de este nuevo servicio de Renfe para trenes de Cercanías estaría ultimándose y la promesa de la ministra y del Ayuntamiento es que se presente este verano a los vecinos.

Reclamo del club Top, con una maniquí desnuda asomando a la ventana. / El Correo Reclamo del club Top, con una maniquí desnuda asomando a la ventana. / El Correo

Este apeadero se ubicará en la zona donde se encuentran las instalaciones de la estación de La Salud, que actualmente sólo se usa para pruebas y algunos trenes de mercancías, pero que la ministra también aseguró que se licitará tras el verano el proyecto para su puesta en marcha.

Esta infraestructura podría contar además con un gran aparcamiento en superficie para facilitar a los vecinos el uso del tren desde dicha estación. Se da la circunstancia de que Jardines de Hércules cuenta con numerosos terrenos destinados a usos de interés público y social, si bien de momento no tienen previsto desarrollo urbanístico alguno. Esto facilitaría su uso como estacionamiento.

En Bellavista sólo existe actualmente una estación de Cercanías funcionando que presenta problemas de accesibilidad para personas con discapacidad y familias con niños en carrito debido a que el ascensor lleva una década sin funcionar. Los vecinos llevan años reclamando una solución, con reiteradas peticiones en los plenos del distrito, recogida de firmas y hasta movilizaciones, una situación que expusieron a la ministra, de la que arrancaron su compromiso.

Con estas transformaciones, poco a poco va cambiando el entorno de un barrio que, pese a todo, se resiste a perder algunas cosas. Sin ir más lejos, el club de alterne que cambió de ubicación sigue funcionando en el mismo polígono industrial. Su localización no pasa desapercibida. No en vano, ha instalado numerosos letreros luminosos para anunciarse,aunque lo más llamativo es una maniquí semidesnuda que asoma desde la ventana de un sórdido local. En breve, sus luminosos competirán con los del burguer y la gasolinera.

  • 1