Local

Denuncian a Sánchez Gordillo por no celebrar plenos en año y medio

El PSOE trasladó su queja a la Fiscalía, que la ha derivado al TSJA para que la investigue. Días después se convocó un pleno que no llegó a celebrarse al no asistir el regidor

el 06 jun 2013 / 08:00 h.

TAGS:

La condena al exalcalde de El Coronil por no convocar plenos ordinarios como obliga la ley podría repetirse si se confirma la denuncia del PSOE de Marinaleda, que se ha quejado a la Fiscalía de que en este municipio llevan año y medio sin celebrarse. En la denuncia se especifica que el alcalde, Juan Manuel Sánchez Gordillo, no ha convocado un pleno ordinario desde enero de 2012, pese a que debe celebrarse al menos uno cada tres meses por ser un municipio de menos de 5.000 habitantes. En este tiempo sólo ha habido dos plenos extraordinarios, “en los que al no haber turno de ruegos y preguntas la oposición no puede ejercer su labor de control, ni presentar mociones”, según explicó ayer a este periódico el portavoz del PSOE, Mariano Pradas, que acusa además al alcalde de negarle la documentación a la que la oposición tiene derecho, a pesar de pedirla insistentemente. La denuncia se presentó el 8 de marzo y la Fiscalía respondió a Pradas de que había derivado su queja al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), a quien compete investigar a Sánchez Gordillo por ser aforado, ya que al ser diputado del Parlamento no puede investigarlo un juzgado ordinario. Para Pradas, la gota que colmó el vaso fue que, entretanto, Sánchez Gordillo convocó otro pleno extraordinario para “asuntos de trámite, pero esta vez con ruegos y preguntas, quizá porque ya sabía que se estaba investigando porque lo habrán llamado para que declare”, aventuró. Pero la sesión, fijada para el martes, no pudo celebrarse porque el alcalde no acudió, según acreditó el PSOE con una diligencia del secretario municipal que certifica que, tres cuartos de hora después de la hora fijada, las 20.30, el alcalde había “aducido telefónicamente imposibilidad de asistir” tras ser llamado por el funcionario. La denuncia argumenta que al celebrar solamente plenos extraordinarios para aprobar los asuntos que deben pasar por este órgano, el alcalde tiene “la única intención de privar a la oposición de la posibilidad de presentar mociones, propuestas, ruegos y preguntas”. Añade que, al haber pedido reiteradamente que se celebren estos plenos y haberle recordado su obligación de hacerlo al menos cada tres meses, el alcalde no puede argumentar que desconozca su obligación, por lo que al incumplirla podría incurrir en un delito de prevaricación. Este periódico intentó ayer reiteradamente contactar con Sánchez Gordillo para recabar su versión sin conseguir respuesta. Aunque la denuncia del PSOE de Marinaleda es anterior, el lunes se supo que el exalcalde de El Coronil ha sido inhabilitado un año por un delito contra los derechos cívicos, por no convocar plenos ordinarios y negar información a la oposición.

  • 1