Local

Deseos en buenas manos

La cartera real visitó el jueves el Hospital Universitario Virgen del Rocío donde fue recibida por un centenar de niños, padres y trabajadores que la esperaban ansiosos por transmitirle las peticiones que este año tiene que hacer llegar a los Reyes Magos de Oriente.

el 14 sep 2009 / 22:00 h.

TAGS:

La cartera real visitó el jueves el Hospital Universitario Virgen del Rocío donde fue recibida por un centenar de niños, padres y trabajadores que la esperaban ansiosos por transmitirle las peticiones que este año tiene que hacer llegar a los Reyes Magos de Oriente.

A primera hora de la mañana se celebró además en el Pabellón Real el tradicional desayuno al que asistió el delegado de Economía y Empleo del Ayuntamiento de Sevilla, Jon Ander Sánchez.

Jessica Suárez Hormigo, que encarnaba el papel de Cartera Real, llegó montada en una carroza tirada por caballos y acompañada por el Escuadrón de Caballería de Húsares San Fernando, agentes de la Policía Nacional a caballo que la escoltaban y el conjunto de Beduinos Los Dragones de la Ilusión que entretenían a los pequeños a su paso.

La Banda Juvenil de Cornetas y Tambores Nuestro Padre Jesús de la Humildad puso la música a esta espectacular comitiva que llegó alrededor de las 11.00 horas al Hospital de la Mujer donde el cantaor Jesús Heredia la recibió con el villancico María vente a Sevilla a parir.

Antes de recoger los deseos de los más pequeños, el director gerente del hospital, Joseba Barroeta Urquiza, daba la bienvenida a la mensajera de sus Majestades de Oriente a coro con los tunos de la Facultad de Empresariales. La suelta de 2.000 globos de colores a las puertas del Pabellón Real daba el pistoletazo de salida para que los niños comenzaran a bombardear a esta peculiar cartera con sus deseos para la noche de reyes.

Los pequeños ingresados le entregaron cerca de 500 cartas en las que dejaron depositadas todas sus ilusiones para el día 5, que este año tienen que pasar alejados de sus casas. Puzzles, muñecos, libros, juegos de mesa o videojuegos serán algunos de los regalos más repetidos que recibirán los niños. Pero también los hay que como Alba, de seis años, pide "una bicicleta para cuando me ponga buena y pueda jugar en el parque", o como Pablo que solicitó a la cartera "otro hermano para poder jugar".

La Cartera Real recorrió los pasillos y habitaciones del hospital para que todos los niños ingresados le pudieran entregar sus cartas, y se interesó también por los deseos de sus padres que en su mayoría coincidían en pedir a los Reyes Magos "la mejoría de los niños ingresados".

Diferentes afecciones, fracturas, leucemia, bronquitis, etc obligan a muchos niños a pasar estas fechas señaladas en los hospitales, y visitas como la de ayer les hacen más llevadera su estancia en el Virgen del Rocío.

Todos los sueños se convertirán en realidad en pocos días gracias a la visita de los Reyes Magos, que volverán a contagiarán estas instalaciones de fiesta, ilusión y alegría.

  • 1