Local

Despliegue de lujo y seguridad en la visita de Muammar el Gadafi

Nada más llegar el sábado por la tarde al hotel Hacienda la Boticaria, en Alcalá de Guadaíra, el líder libio Muammar el Gadafi sacrificó un cordero a las puertas del lujoso establecimiento, rodeado en todo momento del fuerte dispositivo de seguridad desplegado. (Foto: EFE)

el 14 sep 2009 / 21:33 h.

TAGS:

Nada más llegar el sábado por la tarde al hotel Hacienda la Boticaria, en Alcalá de Guadaíra, el líder libio Muammar el Gadafi sacrificó un cordero a las puertas del lujoso establecimiento, rodeado en todo momento del fuerte dispositivo de seguridad desplegado.

La expectación era enorme en torno al lujoso hotel, totalmente blindado para garantizar su seguridad y privacidad, mientras que en el resto de la ciudad, bastante alejada del hotel, el desembarco del coronel con todo su séquito se vivió con bastante indiferencia.

No así en el hotel, donde el personal llevaba una semana trabajando para preparar la llegada del líder libio y todos los descansos habían sido anulados para poder atenderle a él y a su séquito, unas 350 personas repartidas también por otros hoteles de la capital hispalense.

Llegó a las 17.15 horas, a bordo de un vehículo que apenas se dejó ver su perfil tras los cristales blindados. Luego se trasladó a descansar a la jaima con la que viaja siempre y que había sido instalada junto al lago artificial del complejo, uno de los hoteles más exclusivos de Sevilla.

Una decena de coches de alta gama custodiaba la puerta principal de este hotel de 131 habitaciones de las que la comitiva había reservado 80. Una avanzadilla de la delegación se había encargado de instalar la tienda de campaña, de color oscuro y por supuesto perfectamente climatizada.

El balneario del hotel, uno de los más lujosos de Europa, y su restaurante también habían sido reservados al completo con la exigencia de que fueran cerrados al resto del público.

Los libios habían solicitado también al hotel 30 vehículos Mercedes con chófer, negándose a que fueran de cualquier otro modelo. También introdujeron tres televisores de plasma y antenas parabólicas en el hotel.

Respecto a la comida, lo poco que trascendió dado que el personal tenía expresamente prohibido hablar de ello, fue que habían encargado corderos que cocinarían ellos mismos a la manera árabe en sus propias barbacoas.

Como estaba previsto, el sábado cenó en este escenario con el ex presidente del Gobierno José María Aznar. Hoy tiene previsto ir de cacería a la finca Las Coladas, en Gerena, y mañana se trasladará a Madrid para reunirse con el presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero. La llegada al Aeropuerto de Barajas está prevista para las 13.00 horas.

  • 1