Local

Detenido tras robar, escapar en moto y enfrentar a la policía

Se dio a la fuga en un ciclomotor y fue interceptado por los agentes a quienes se enfrentó después de colisionar tras la persecución.

el 30 jun 2014 / 13:05 h.

TAGS:

Agentes de Policía Nacional han detenido en Sevilla al autor de un robo con intimidación que protagonizó una persecución por las calles de la ciudad y no dudó en enfrentarse a los agentes con un destornillador tras colisionar su ciclomotor contra una valla. Instantes antes había perpetrado un robo con intimidación en una calle tras asaltar a una menor a quien colocó un destornillador por la espalda  al mismo tiempo que le amenazaba de muerte para que le entregara su teléfono móvil. Los hechos sucedieron a las cuatro de la tarde cuando J.C.F.S., de 32 años de edad, aprovechando que había poca gente en la calle ante el acusado calor, observó a su víctima, una joven menor de edad que caminaba sola consultando su teléfono móvil, y se acercó a ella por la espalda. Cuando la tenía a su alcance, y mientras esgrimía un destornillador que le colocó en la espalda a la víctima, se dirigió a la víctima con vehemencia para decirle: ‘Dame el móvil o te mato’  ante lo cual la chica accedió a las pretensiones de su asaltante ante el temor que le produjo y le entregó su teléfono tras lo cual el agresor emprendió la huída primero a pie y posteriormente en su ciclomotor que había aparcado en un lugar cercano. Los primeros agentes que acudieron al lugar se encargaron de la asistencia a la víctima que se encontraba con un fuerte estado de nerviosismo y recabaron los datos necesarios para localizar al autor de los hechos. Una vez obtenida la descripción de aspecto físico de este individuo y del ciclomotor que conducía, una patrulla cercana consiguió cruzarse con él y le dio el alto policial ante lo cual éste hizo caso omiso y se inició entonces una persecución que duró varios minutos por varias calles de la ciudad en la que intervinieron hasta cinco indicativos policiales. La persecución finalizó cuando, fruto de la presión policial, el delincuente arremetió contra un control de cierre establecido para detención en una de las calles por las que tuvo que circular y se acabó empotrando contra una valla de un parque situado en la zona. Nada más recomponerse del golpe sacó un destornillador del bolsillo y no dudó en enfrentarse a los agentes que pretendían detenerlo llegando incluso a producir heridas a tres de ellos. Una vez arrestado, los agentes consiguieron recuperar el teléfono móvil sustraído a la menor, y pusieron al detenido, a quien le constaban numerosas detenciones por delitos de diversa naturaleza, a disposición de la Autoridad Judicial.

  • 1