sábado, 23 marzo 2019
09:27
, última actualización
Local

Detenido un menor por obligar a otros a realizar actos sexuales por webcam

el 17 may 2012 / 11:43 h.

TAGS:

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un menor de edad  que, a través de la red social 'Tuenti', obligó presuntamente a  varios chicos a masturbarse ante la webcam y mediante chantajes  posteriores, los obligaba a mantener relaciones sexuales con él.  

Según han informado fuentes policiales, el acoso comenzaba con la  creación de un perfil falso de chica para conseguir fotografías y  vídeos en las que las víctimas posasen desnudos. En un principio,  según han comprobado fuentes de la investigación, el acusado  utilizaba personas conocidas para ir aumentando su red de contactos  aunque no han trascendido datos sobre si conocía previamente a alguna  de las víctimas.

A partir del primer contacto con las víctimas utilizaba las  imágenes comprometedoras que obtenía para chantajear a los  adolescentes y obligarles a grabarse masturbándose, hacer fotografías  a personas de su entorno e incluso a mantener relaciones sexuales.  

Las investigaciones se iniciaron por parte de la Brigada de  Investigación Tecnológica en febrero de este año a raíz de la  denuncia de una de las víctimas menores de edad. Por el momento, hay  trece personas afectadas, todas españolas y en su mayoría menores de  edad, aunque fuentes policiales no descartan que tras hacerse público  el caso puedan conocerse más víctimas pese a que está cerrada la  investigación.

PERFIL DE CHICA PARA ENGAÑAR

Los agentes comprobaron que su método de actuación consistía en  crear un perfil femenino ficticio con el que contactaba con  adolescentes de sexo masculino, a los que insistía para que le  enviaran una fotografía de su cuerpo desnudo con la promesa de que  ellos recibirían a su vez otra suya también sin ropa.  

Posteriormente, en unos casos después de obtener la imagen  solicitada cambiaba el perfil original por uno masculino, también  falso y comenzaba con las coacciones para que se hicieran más fotos y  grabasen vídeos masturbándose, bajo amenaza de difundir las imágenes  a su entorno social y escolar.  

En otros, mantenía el perfil femenino, quedaba con las víctimas y  haciéndose pasar por otra víctima, procedía a tener relaciones  sexuales con la persona por supuesto mandato de la chica a la que  pertenecía el perfil. Los investigadores han comprobado que se citó  con al menos tres adolescentes y que mantuvo relaciones sexuales con  ellos.

De este modo, conseguía encadenar sus víctimas y aumentaba su  archivo de material pornográfico. Además, les requería imágenes de  contenido sexual de familiares y amigos, siempre menores de edad, que  debían obtener mientras dormían o en vestuarios colectivos antes o  después de realizar actividades deportivas.

En el registro del domicilio del arrestado se han obtenido  numerosos archivos de fotografía de los menores coaccionados,  conversaciones que contienen las amenazas y las cuentas de correo  electrónico desde las que se perpetraron los delitos.

La operación ha sido realizada por agentes de la Brigada de  Investigación Tecnológica adscrita a la UDEF Central de la Comisaría  General de Policía Judicial. Fuentes de la investigación han pedido a  los padres "mantenerse alerta" sobre este tipo de hechos y "vigilar  la presencia de los menores en las redes sociales".

"Internet es un arma muy buena para fomentar la comunicación pero  también en ella existe el engaño por sugestión en el que es  relativamente fácil que puedan caer los menores", han explicado.

Según fuentes policiales la pena a la que se enfrenta el menor  acusado sería una medida de internamiento no superior a cuatro años  aunque, en su caso, podría ser internado en un centro para la  rehabilitación si se constata que el menor padece algún tipo de  trastorno.  

  • 1