Local

Detenidos siete miembros de un clan familiar por vender droga en Dos Hermanas

Agentes de la Policía Nacional de Dos Hermanas detienen a siete miembros de un clan familiar asentado en esta localidad que se dedica a la venta de sustancias estupefacientes 'al menudeo'.

el 19 ene 2011 / 12:54 h.

TAGS:

Agentes de la Policía Nacional de Dos Hermanas detienen a siete miembros de un clan familiar asentado en dicha localidad, que se dedica a la venta de sustancias estupefacientes 'al menudeo', destacando además que dos de los puntos de venta eran colindantes con colegios.

En un comunicado de prensa, la Policía Nacional ha informado de que, en dicha operación, han resultado detenidos los siete miembros de la familia, como son Julián C.C., de 54 años y cabecilla de la organización; Julia S.P., de 47 años; Cecilia C.C., de 46 años; Miguel Angel R.C., de 35 años; Jesús A.C., de 27 años; Manuela G.G., de 39 años, y Francisco F.Q., de 45 años.

La investigación se inició el pasado mes de noviembre, cuando los agentes tuvieron conocimiento de que un antiguo punto de venta de sustancia estupefaciente se había reactivado. Las primeras gestiones realizadas por los agentes tuvieron como objetivo identificar a los componentes de la organización y la labor que cada uno de ellos ejercía dentro del grupo.

Así, se averiguó que había tres personas que se dedicaban a la vigilancia --los llamados aguadores-- y que, en alguna ocasión, también realizaban labores de repartidores pues vendían la sustancia previa llamada telefónica y la servían a domicilio.

El patriarca era el máximo responsable de la organización, encargándose de todo lo relativo al dinero y al aprovisionamiento de la sustancia estupefaciente para que no faltase en ninguno de los tres puntos de venta, mientras que su esposa se encargaba de la confección y manipulación de las papelinas y del trato directo con los compradores que se acercaban hasta el domicilio.

ARMAS DE FUEGO Y 3.000 EUROS EN EFECTIVO

Dos de los puntos de venta se encontraban colindando con otros tantos colegios, "no poniendo reparo" los detenidos en realizar "su trabajo", aún cuando los alumnos se encontraban en la hora del recreo.

Asimismo, se practicaron tres registros domiciliarios en los que se intervinieron más de 300 dosis de cocaína, 3.000 euros en efectivo, dos armas de fuego --un bolígrafo pistola y un rifle--, varios cargadores y diversa munición para ambas armas, joyas, dos vehículos y numerosas armas blancas, además de gran cantidad de sustancias y útiles de corte y elaboración de estupefacientes.

Una vez finalizadas las correspondientes diligencias policiales, los detenidos fueron puestos a disposición de la autoridad judicial competente.

  • 1