lunes, 25 marzo 2019
12:32
, última actualización
Local

Detienen a una terrorista del Grapo en una calle del Centro

Está condenada a 30 años por el asalto a un furgón en el que murieron dos vigilantes.

el 26 feb 2010 / 12:27 h.

TAGS:

La Policía detuvo el pasado martes en pleno Centro de Sevilla a la integrante de los Grupos Revolucionarios Antifascistas Primero de Octubre (Grapo) Esther González Illaraz, condenada a 30 años de prisión por el asalto en el año 2000 a un furgón blindado en Vigo (Pontevedra) en el que murieron dos vigilantes jurado y otras cuatro personas resultaron también heridas.

La detención de la terrorista, de 33 años, la efectuaron miembros del Cuerpo Nacional de la Policía de la Brigada Provincial de Información de Sevilla este martes 23 de febrero a requerimiento de la Audiencia Nacional, que la semana pasada la condenó a 30 años por delitos de terrorismo y robo con violencia. Se trata, por tanto, de un trámite rutinario, explicaron fuentes policiales, que aseguraron que la detenida estaba localizada y descartaron que la banda tenga ningún tipo de infraestructura en la capital hispalense.

Así, durante la tarde, y una vez finalizadas las pertinentes diligencias, la detenida pasó por el Juzgado de Instrucción de Guardia de Sevilla, a la espera de ser puesta a disposición de la Audiencia Nacional, que la condenó hace unos días junto a otros cuatro miembros del Grapo por asaltar un furgón de Prosegur, asesinar a dos vigilantes y herir también a otras cuatro personas.

El 8 de mayo del año 2000, Fernando Silva Sande, Mónica Refojos Pérez, Israel Torralba Blanco, Marcos Martín Ponce y Esther González Ilarraz colocaron tres cargas explosivas cuando el furgón circulaba por la carretera provincial de Vigo. Según el tribunal, tras reventar el furgón, los dos primeros dispararon contra sus ocupantes, causando la muerte de Gonzalo Torres Lage y Jesús Sobral Otero.

Violación. González Illaraz, que ingresó en la organización terrorista Grapo en julio de 1997, mantenía una relación sentimental con Torralba Blanco y, según las declaraciones de dos de los ahora condenados por el asalto al furgón, podría haber sido violada por otro integrante de la banda.

Durante el juicio en la Audiencia Nacional, que arrancó a mediados del pasado mes de enero, el responsable militar del Grapo, Marcos Martín Ponce, y la miembro de la organización terrorista Mónica Refojos, acusaron al ex dirigente expulsado Fernando Silva Sande de violar en el año 2000 a una compañera de la organización terrorista.

"Oí que le expulsaron por violar a una compañera", indicó Refojos durante su declaración ante el tribunal en respuesta a una pregunta sobre si conocía a Silva Sande. Martín Ponce aportó después más datos sobre la agresión sexual y concretó que la víctima fue la novia de Israel Torralba, la propia Esther González.

El rastro de muerte de la banda

En octubre de 1975, los Grupos de Resistencia Antifascista Primero de Octubre (Grapo) asesinaron a cuatro agentes de la Guardia Civil en Madrid. Eran las primeras muertes de una macabra lista que dejó huella también en Sevilla cuando el 5 de septiembre de 1984 era asesinado de dos tiros el empresario y presidente de la patronal sevillana, Rafael Padura, mientras trabajaba en su imprenta.

Durante los años ochenta y noventa, la banda mantuvo una intensa actividad terrorista y en 1995 secuestró al empresario aragonés Publio Cordón. Tras cinco años muy debilitada, la banda perpetró el asalto al furgón por el que ha sido condenada la terrorista detenida el martes en Sevilla y que dejó dos muertos.

Ese mismo año, Sevilla volvió a convertirse en objetivo de los terroristas, que perpetraron un atentado simultáneo en tres ciudades (Vigo y Valencia, además de la capital hispalense) para conmemorar los 25 años de los últimos fusilamientos franquistas que motivaron su primer atentado.
Su última víctima fue la empresaria zaragozana Ana Isabel Herrero, que fue asesinada en 2007. Aunque meses después se dio por desarticulada la banda, desde entonces ha habido nuevas detenciones.

 


  • 1