domingo, 16 diciembre 2018
15:38
, última actualización

"No voy a gobernar con el PP, que ha hecho tanto daño a la gente"

Ha asegurado que tampoco pactaría con Podemos.

el 28 ene 2015 / 10:49 h.

La presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha afirmado hoy rotundamente que no va a gobernar con el PP, con un partido que "ha hecho tanto daño a la gente", en caso de que el PSOE ganara las elecciones del 22 de marzo pero no lograra la mayoría absoluta, y ha asegurado que tampoco pactaría con Podemos. "He dicho con claridad que yo no voy a gobernar con el PP, lo que pase el día después de las elecciones lo van a decidir los ciudadanos con su voto y yo aspiro a gobernar en solitario, a que los ciudadanos me den una mayoría amplia para que Andalucía tenga un presente y un futuro mejor", ha subrayado en una entrevista en Telecinco. Aunque ha dicho que no le preocupan los pactos en este momento y que "las urnas dirán", ha asegurado que tampoco va a gobernar con Podemos y, sobre la posibilidad de una nueva alianza con IU, ha dejado claro que "el límite es que Andalucía no puede ser moneda de cambio para otras cosas" y ha considerado que dicha formación está en la "estrategia de convergencia" con Podemos. Díaz ha rechazado que el liderazgo del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, sea "débil" y, tras recordar que fue el elegido por los militantes, ha negado que exista una "lucha interna" entre ambos con motivo de las primarias para elegir al candidato a la Presidencia del Gobierno. No obstante, ha dicho que no va a apoyar a nadie en las primarias "por responsabilidad", porque no quiere "influir" en el conjunto de los militantes, que tienen que tener "libertad" cuando voten. Ha negado que el expresidente del Gobierno Felipe González haya influido en su decisión de adelantar las elecciones andaluzas, entre otras cosas porque es una persona que "no da su opinión" si no se le pregunta, y ha reiterado que ha convocado los comicios "pensando en los andaluces". Respecto a la polémica por la inclusión en la Diputación Permanente del Parlamento de tres exconsejeros señalados en el caso de los ERE, ha exigido "respeto" tras considerar "muy peligroso" aludir a "la figura del señalado o de estar en una lista". Sobre el nuevo gobierno de Grecia, ha indicado que las dos primeras decisiones adoptadas le parecen "decepcionantes", en referencia al pacto con la derecha y a "no tener ni una sola mujer en el Gobierno", lo que es una "involución que Europa no merece".  

  • 1