Local

El PSOE pide que parte del beneficio económico de Altadis se invierta en la ciudad

El alcalde y la presidenta de la Junta se reunirán el próximo día 10 para tratar el convenio firmado

el 02 abr 2014 / 13:09 h.

TAGS:

  FIRMA CONVENIO REURBANIZACION ALTADISLa cita es el próximo jueves 10 de marzo. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz (PSOE), y el alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido (PP), se reunirán para hablar sobre el convenio suscrito el pasado lunes por el Ayuntamiento y Altadis para reutilizar los terrenos de la antigua fábrica de tabacos en Los Remedios. Tras reclamar el alcalde la complicidad del Gobierno andaluz y después del ofrecimiento de diálogo del Ejecutivo de Díaz, ambos se sentarán cara a cara para ver si la modificación del Plan General de Ordenación Urbanística (PGOU) que se requiere para llevar a cabo el proyecto es o no factible. Sobre la mesa habrá ya una propuesta socialista: que la multinacional invierta en la ciudad al menos «parte» del beneficio económico que obtendrá de la venta de los 31.000 metros cuadrados que conservará. «No soy fundamentalista pero los beneficios de la empresa deben ser compatibles con los beneficios para la ciudad». Así se manifestó ayer la presidenta de la Junta sobre el futuro de los terrenos de la antigua fábrica, un proyecto que requiere una recalificación del suelo (que pasaría de industrial singular a terciario) cuyo visto bueno compete a la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio. Díaz ya explicó en la mañana de ayer que se pondría en contacto con el alcalde para pedirle cita con el objeto de que el Ayuntamiento le enseñe a la Junta el proyecto preacordado con la empresa. «No es el momento de pelotazos urbanísticos, sí de que los ciudadanos no vean más peleas, no tiene sentido, es la hora de buscar soluciones», aseveró Díaz, que le pidió al alcalde «trasparencia» a la vez que «apoyo y colaboración» Al ser preguntada si dentro del Gobierno andaluz se ha abordado este asunto, teniendo en cuenta que los socialistas gobiernan en coalición con Izquierda Unida, insistió en que las posiciones no pueden ser fundamentalistas. Por ello, aseguró que con respecto a este asunto su máxima será que el acuerdo de Altadis tenga como pata fundamental el beneficio en equipamientos para los sevillanos. En esa línea, el portavoz municipal del PSOE, Juan Espadas, aplaudió la reunión y pidió que la empresa invierta en la ciudad, al menos, «parte» del beneficio económico cosechado con la anunciada venta de suelo. A su juicio, el ofrecimiento de colaboración de Díaz «rompe todo el enredo de confrontación y bloqueo que interesa a Zoido, porque no hay confrontación cuando hay de por medio el interés general de la ciudad». Zoido, por su parte, anunció ayer que remitiría en unas horas el convenio con Altadis a la Junta, una iniciativa que «no consta de aristas» y ante la que negó «pelotazos urbanísticos». «A partir de ahora, no tengo más prioridad, además de atender los problemas de los sevillanos, que suspender todo lo que tenga en la agenda para ver a la presidenta de la Junta, Susana Díaz, con todos los proyectos que no suponen coste alguno para la Junta pero sí crearán empleo», insistió Zoido, que participó en un desayuno coloquio del Club Antares. El alcalde mostró su confianza en que la presidenta de la Junta apoye la iniciativa, si bien un día antes había incluido este proyecto en la lista de iniciativas municipales «bloqueadas» por el Gobierno andaluz, tal y como dijo tras la reunión con el nuevo presidente del PP andaluz, Juan Manuel Moreno Bonilla. Por su parte, el delegado de Urbanismo y Medio Ambiente, Maximiliano Vílchez, se mostró ayer «encantado» con que la presidenta de la Junta ofreciese diálogo para tratar el proyecto de Altadis. «Me gustaría que fuera un cambio de criterio general que también afecte a otros proyectos como el de la Gavidia y la construcción de un puente en la Cartuja», apostilló. Vílchez subrayó que están de acuerdo con la necesidad de sentarse «con la mayor celeridad posible» para desarrollar proyectos que benefician a los sevillanos, indicó tras recordar que el Ayuntamiento se quedaría con 23.000 metros cuadrados de la antigua fábrica para equipamientos y zona comercial, mientras que la multinacional dispondría de 31.000 metros cuadrados para hoteles, establecimientos de restauración, supermercados y otros comercios.

  • 1