jueves, 13 diciembre 2018
22:49
, última actualización
Cultura

Diego Vaya: «Algo ha cambiado: ya no hay pasiones, sino adicciones»

Después de un largo silencio poético, este sevillano regresa con ‘Circuito cerrado’, y en breve sacará a la luz otro poemario, ‘Game over’, premio Vicente Núñez.

el 26 ene 2015 / 16:00 h.

TAGS:

Sevillano de 1980, Diego Vaya se reencuentra con los versos después de un largo paréntesis con Circuito cerrado, poemario que acaba de ver la luz en La Isla de Siltolá. El autor de Las sombras del agua, Un canto a ras de tierra o El libro del viento, sin olvidar la novela corta Inma la estrecha no quiere mi amor, ha buscado esta vez «otra forma de decir las cosas, una voz con la que intentar expresar las sensaciones contemporáneas». Diego Vaya Diego Vaya regresa a los versos. / Jaime Sánchez Martín «El inicio del libro», recuerda Vaya, «está basado en hecho reales: mis viajes a horas sin nombre y por carreteras imposibles hacia el instituto donde yo daba clases hace unos años. Por aquel tiempo apenas dormía, y hubo un momento en que esos viajes parecían la continuación de un estado entre la realidad y el sueño, por eso el primer poema del libro tiene un aire de irrealidad y de desolación. Y a partir de ahí surgió el resto: la sensación de vivir en una realidad que no ofrece salidas, a la que continuamente necesitamos conectarnos, pero en la que a la vez nos llena de desamparo y de incertidumbre, y sin saber quiénes somos en realidad. Ya no hay pasiones, sino adicciones: algo ha cambiado dentro de nosotros». En el volumen destaca una voz potente y homogénea. «Es en lo que he puesto más esfuerzo y más cuidado», admite el autor. «Los temas son los mismos: la muerte, el paso del tiempo, el amor. La forma para expresarlos ha sido a través de escenas e imágenes cotidianas y actuales: la primera parte del libro es un viaje hacia un lugar de nadie, la segunda trata del reverso de la realidad, y la tercera es lo que sucede dentro de un centro comercial vivido a través de diferentes personajes. Es la misma voz, solo que mira cosas diferentes», agrega el sevillano. En los próximos meses verá la luz también Game over, el libro con que Vaya obtuvo el premio Vicente Núñez. «Ambos se completan: si el primero habla de las sensaciones y adicciones contemporáneas, el segundo se centra en el desengaño de mi generación. Nos prometieron todo, y a cambio solo tenemos esta deriva, este estar en ninguna parte, este fracaso. Game over no es poesía social, sino una radiografía de cómo siento lo que está sucediendo ahora mismo».

  • 1