viernes, 26 abril 2019
17:44
, última actualización
Local

Disturbios en Almería tras morir un subsahariano

Se enfrentó a quienes intentaron robarle la cartera y eso le costó la vida. Tres marroquíes fueron detenidos por el apuñalamiento del joven malí Sega S. el sábado en La Mojonera. El suceso desencadenó graves disturbios provocados por grupos de subsaharianos. Otras cinco personas fueron arrestadas. Foto: EFE.

el 15 sep 2009 / 19:33 h.

TAGS:

Se enfrentó a quienes intentaron robarle la cartera y eso le costó la vida. Tres marroquíes fueron detenidos por el apuñalamiento del joven malí Sega S. el sábado en La Mojonera. El suceso desencadenó graves disturbios provocados por grupos de subsaharianos. Otras cinco personas fueron arrestadas por los incidentes.

A apenas 10 kilómetros de Roquetas de Mar, localidad que a principios de septiembre vivió días de enfrentamientos tras el apuñalamiento de un senegalés por el que fueron detenidos el autor material y cuatro menores colaboradores, la localidad almeriense de La Mojonera vive desde la noche del domingo disturbios similares que, en este caso, han enfrentado a dos colectivos inmigrantes: marroquíes y subsaharianos.

Sega S., de 24 años, no llevaba mucho tiempo en la localidad almeriense. Sobre las nueve de la noche del domingo se encontraba en un locutorio cuando se percató de que tres marroquíes trataban de sustraerle la cartera. Al ser descubiertos, los tres huyeron pero el joven de Mali salió tras ellos acompañado de algunos compatriotas. A la altura de la plaza Príncipe Felipe, ambos grupos iniciaron un violento enfrentamiento durante el cual Mohamed S., de 28 años, le asestó una puñalada mortal. Los implicados en la reyerta -el considerado autor material del asesinato y sus dos compatriotas Aziz E.S., de 27 años, y Abnderrahim L., de 28- lograron huir, aunque horas después fueron detenidos por la Guardia Civil en una vivienda del municipio.

Sin embargo, la noche no continuó en calma en La Mojonera. Varios grupos de subsaharianos protagonizaron graves altercados con ataques con piedras al locutorio donde se iniciaron los hechos y otro establecimiento comercial regentado por marroquíes, a los contenedores de basura y quema de vehículos aparcados en las inmediaciones.

Los primeros en llegar al lugar de los hechos fueron los bomberos y la Policía Local, pero fue necesaria la intervención de la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil y el grupo de Reserva y Seguridad, provistos de materiales antidisturbios y con apoyo de un helicóptero del servicio aéreo.

Tras varias cargas y la detención de cinco subsaharianos implicados en los altercados -entre ellos Soresi D., de 24 años y natural de Costa de Marfil; Alberto Luis G.D., de 22 años y Domingo C.M., de 47 años, ambos de Guinea Bissau-, los disturbios de la noche fueron disueltos. No obstante, la Guardia Civil mantuvo durante el día de ayer un dispositivo de vigilancia que a primera hora de la tarde tuvo que intervenir de nuevo para disolver a varios grupos aislados de inmigrantes que volvieron a arrojar piedras en la zona donde se produjeron los incidentes de la noche del domingo.

La Mojonera es una localidad situada a 30 kilómetros de la capital almeriense de unos 10.000 habitantes, de los que un 30% son extranjeros. El alcalde de la localidad, José Cara (PP) afirmó ayer que La Mojonera es "todo un ejemplo de convivencia tranquila" y atribuyó los sucesos del domingo a grupos aislados de inmigrantes que "siempre están esperando a que salte la chispa para actuar y se han tomado la justicia por su mano".

El alcalde se reunió ayer con representantes de diversas asociaciones para pedirles su apoyo al apaciguar los ánimos entre marroquíes y subsaharianos con el fin de evitar que la situación "pueda ir a más".

Algunos de estos colectivos, como la Asociación de Musulmanes o el Sindicato de Obreros del Campo, así como el Defensor del Pueblo Andaluz, resaltaron que se trata de incidentes aislados tras los cuales planea la situación de pobreza y marginación que vive el colectivo. José Chamizo abogó por que las políticas de integración fomenten la convivencia entre los diversos grupos étnicos.

  • 1