Local

Doce pueblos piden ser zona catastrófica por las lluvias

Reclaman dinero al Gobierno para poder recomponer los destrozos del temporal

el 17 ene 2010 / 20:40 h.

TAGS:

Emoción. Diego de los Santos, visiblemente emocionado, ayer en el homenaje de su pueblo.

Una docena de municipios andaluces han solicitado o han acordado en pleno solicitar al Gobierno central las ayudas extraordinarias para compensar los daños causados tras una emergencia catastrófica, para afrontar la reparación de los daños provocados por el temporal de lluvia, viento y nieve en calles, carreteras, infraestructuras municipales, cultivos o viviendas de las últimas semanas.

La provincia de Granada concentra la mitad de las solicitudes, con seis municipios: Valderrubio, Motril, Belerda, Güéjar Sierra, Pinos Puente y Marchal, seguida de Málaga, con tres: Casares, Jimena de Líbar y Cortes de la Frontera; Cádiz, con dos: San Martín del Tesorillo y Jimena de la Frontera y Huelva, con una (Almonte). Por el momento, Almería, Córdoba, Jaén y Sevilla no han registrado peticiones municipales para recomponer los desperfectos sufridos tras las lluvias.

En Granada, una de las zonas más afectadas es la pedanía de Valderrubio, en Pinos Puente, donde el temporal se cobró la vida de una mujer de 76 años el pasado 7 de enero. La anciana falleció ahogada en su vivienda, que quedó anegada tras desbordarse el barranco de Escózar. El desbordamiento causó ese día daños en 600 de las 800 viviendas que hay en el pueblo. El Ayuntamiento ha cifrado en unos tres millones de euros los daños del temporal, que también ha afectado a calles, infraestructuras y a la red de saneamiento del pueblo. El objetivo es conseguir que además del arreglo de los desperfectos se intervenga de forma urgente y "decisiva" en el barranco de Escózar para que la situación no vuelva a repetirse.

No obstante, el primer municipio que sufrió los efectos del temporal fue Motril, que del 21 al 27 de diciembre recogió 258 litros de agua por metro cuadrado, quedando numerosos establecimientos hoteleros y viviendas inundados durante varios días.

Según los cálculos del Ayuntamiento, los daños en infraestructuras ascienden a 1,8 millones de euros, mientras que el arreglo de los desperfectos en los caminos rurales supondrá otros 400.000 euros. En la provincia de Málaga, la mayor parte de los daños se han concentrado en la agricultura, que la Junta de Andalucía ha cifrado provisionalmente por encima de los 30 millones de euros, 20 de ellos en infraestructuras y caminos rurales y los 10 millones restantes en la producción de explotaciones. Por ahora, el Gobierno andaluz ha aprobado destinar 106 millones para ayudas por el temporal.

  • 1