Deportes

Doellman lidera la victoria blaugrana

Derrota ajustada del Baloncesto Sevilla frente al FC Barcelona (91-85) en el encuentro amistoso de Córdoba.

el 14 sep 2014 / 15:29 h.

FCBarcelona

Xavi Pascual da indicaciones a sus jugadores en el encuentro amistoso con el CB Sevilla. Foto: FCB
  El FC Barcelona sumó su segunda victoria en la pretemporada al derrotar (91-85) al CB Sevilla en Córdoba, donde los hispalenses encajaron su segunda derrota en pretemporada, pese a dominar en los dos primeros cuartos, pero se vieron superados tras el descanso por un decisivo Justin Doellman. Los sevillanos dominaron a los barceloneses en la primera parte con Dane Watss como máximo anotador, pero con casi todos sus compañeros aportando. Mientras, en el bando azulgrana Doellman fue el mejor. El equipo hispalense llegó a gozar de una máxima ventaja en el segundo cuarto de hasta siete puntos (25-32), aunque dos triples consecutivos de Deshaun Thomas redujeron en un minuto la (34-35). Con todo, el Baloncesto Sevilla se fue al descanso por delante en el marcador (38-42).   Tras la reanudación, el libreto cambió y pronto los jugadores de Xavi Pascual igualaron la contienda y merced a un parcial de 9-0 ya gozaban de su máxima ventaja (55-46) gracias a la efectividad de Thomas y a un Doellman que competía con su compañero como máximo anotador del equipo. La sequía sevillana la rompió Derrick Byars con sus cuatro primeros puntos, todos desde la línea de tiros libres, que volvían a meter al CB Sevilla en el partido antes de afrontar el último cuarto. Sin embargo los azulgranas se fueron a su mayor renta con el 63-53 a pocos segundos de acabar el tercer parcial que los hispalenses sólo redujeron en dos puntos. El CB Sevilla no había dicho su última palabra y afrontó los diez minutos finales con la intención de discutir el partido. De entrada se puso a tres puntos (65-62) de nuevo con Byars como estilete. A minuto y medio del final, un robo de balón de Berni Rodríguez acabó en canasta de Radicevic para poner a los sevillanos a sólo tres puntos (83-80), lo que obligó a Xavi Pascual a pedir tiempo muerto para que Doellman resolviera ya que en los momentos claves del choque marcó las diferencias.

  • 1