Dos años y nueve meses para un ecijano por espiar en el baño a sus empleadas

El juzgado de lo penal número 2 de Sevilla ha condenado a dos años y nueve meses de prisión a J.A.P.B., el empresario ecijano acusado de haber grabado a empleadas y clientas en el cuarto de baño de uno de sus establecimientos.

el 05 feb 2010 / 20:46 h.

El condenado tendrá que pagar además, en concepto de reparación por daños morales, una indemnización de 3.000 euros a cada una de las mujeres demandantes, más de 20.

Los hechos denunciados se remontan al año 2002. Según el abogado ecijano Fernando Osuna, que defiende a tres de las demandantes, el tribunal ha encontrado probado que el empresario instaló una microcámara oculta en el aseo de una zapatería de su propiedad, con la única intención de filmar a las mujeres que utilizaban dicho aseo. Según Osuna, las grabaciones se realizaron durante dos años y están grabadas en más de una docena de discos digitales.

El tribunal también ha rechazado el argumento de la defensa de J.A.P.B., "que mantenía que las grabaciones le habían sido intervenidas de forma ilícita y que se habría vulnerado su derecho a la intimidad", relata Osuna, ya que, según el abogado de las mujeres, "el mismo empresario permitía e incluso ordenaba a algunas de sus trabajadoras el acceso a la oficina en que guardaba los discos".

El empresario condenado también llegó a afirmar en el juicio que no fue él, sino un familiar, quien instaló la microcámara. Osuna considera que la sentencia "se aproxima a lo que se pedía y es correcto", por lo que estima que sus clientas no recurrirán el fallo.

  • 1