Local

Dos balances para el año de la crisis

Mientras el Gobierno saca pecho por su gestión, el PP se ceba con el paro y el pago de la deuda histórica en solares.

el 28 dic 2009 / 19:43 h.

TAGS:

Petronila Guerrero, Manuel Chaves y José Antonio Griñán, en la reunión de la Ejecutiva socialista.
Es época de hacer balance y aunque PSOE y PP coinciden en los temas que han marcado la agenda política andaluza durante 2009, las conclusiones de ambas formaciones distan mucho entre sí. Tanto, que mientras que ayer el secretario general del PSOE-A y vicepresidente del Gobierno, Manuel Chaves, insistía en que su relevo al frente de la Junta ha sido "ejemplar y modélico", el líder del PP-A, Javier Arenas, sentenciaba que en el Gobierno andaluz "habrá una silla vacía hasta que llegue el cambio" porque ni Chaves "se ha acabado de ir" ni "el sustituto sin urnas [por Griñán] ha acabado de llegar".

 

Chaves, que compareció tras la última reunión del año de la Ejecutiva Regional del partido, acusó a Arenas de practicar una oposición de "tierra quemada" mientras que el Ejecutivo de Griñán se centra en combatir la crisis económica. A su entender, aunque ha sido un año "complejo y difícil", el Gobierno autonómico ha tenido una hoja de ruta que ha permitido que Andalucía mantenga los niveles de protección social aunque haya sido a costa, dijo, de un déficit "absolutamente justificable".

Para el líder de los populares, que hacía ayer su tercer balance en una semana, la realidad de Andalucía es bien distinta. Además de afirmar que 2009 ha sido el año de la "crisis política, económica y social", reiteró que es el de la "infamia" al aceptar la Junta el pago de la deuda histórica en terrenos.

También de esto habló Chaves, que se mostró seguro de que gobierne quien gobierne en España y Andalucía la deuda histórica no volverá a "resucitar", recordando que "la solución ha venido por gobiernos socialistas" y que se han cumplido "escrupulosamente" los plazos marcados en el Estatuto.

De la lista de deberes hechos, Chaves destacó la firma del VII Acuerdo de Concertación o el "estímulo" a los procesos de fusiones entre cajas de ahorro. La de Arenas, por contra, está llena de tareas pendientes porque, dijo, hay hoy "más paro y precariedad", recortes presupuestarios y carencias en educación y sanidad. Por eso, se mostró convencido de que su partido ha pasado de ser una alternativa a un "posible Gobierno" para los andaluces.

  • 1