Local

Ediles con coche eléctrico

Innovación negocia usar este tipo de vehículos para traslados oficiales.

el 03 oct 2009 / 19:37 h.

TAGS:

Sevilla se prepara para la llegada de los coches eléctricos. El Ayuntamiento cambiará la regulación de la zona azul, mantendrá las exenciones y financiará con 400.000 euros la instalación de 75 puntos de recarga. Ahora estudia predicar con el ejemplo. Innovación negocia cambiar la flota oficial por este tipo de vehículos.

La medida, ya esbozada en otras administraciones locales como la de Madrid, la negocia la Delegación de Innovación, que dirige Juan Antonio Martínez Troncoso, con una empresa de vehículos.

Se trata de encontrar un modelo del tamaño de un utilitario que pueda servir para las labores de representación y los traslados de ediles y cargos oficiales.

"La única excepción son los problemas de seguridad que obligan a que haya vehículos blindados, pero  por lo demás, la frecuencia de uso y las distancias que recorren los concejales se ajustan perfectamente al modelo de coche eléctrico no contaminante", apuntó Martínez Troncoso.  

Esta medida se sumará a la ya anunciada por el alcalde: la renovación de la flota de coches de servicios públicos para que la mayoría sean eléctricos.

En este plan participarán distintas delegaciones, así como las empresas municipales Tussam, Lipasam y Emasesa. Las tres, además, tendrán algunos de los 75 puntos cuya ubicación negocia ahora el Ayuntamiento, que tiene ya varias propuestas sobre la mesa, entre ellas, la instalación en grandes aparcamientos de zonas de ocio o todos los edificios municipales.

El equipo de Gobierno es consciente de los problemas de este tipo de vehículos: son más caros, tienen menos potencia y su autonomía es limitada. Pero a cambio no contaminan y se ajustan al perfil de ciudad llana como Sevilla.

De ahí, que se prepare una batería de medidas, en el marco del plan Movele firmado entre el alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín, y el ministro de Industria, Miguel Sebastián.

Ya se han anunciado varias: no habrá restricciones para este tipo de vehículos en el Centro de la ciudad, como ya ocurre con las motos; no pagarán la zona azul donde podrán estacionar de forma prácticamente indefinida con una modificación de la ordenanza que se revisará a corto plazo; y están exentos del impuesto de circulación, una medida que existe desde hace varios ejercicios, pero que apenas tiene incidencia por el escaso número de vehículos de este tipo existentes.

De hecho, está prevista una reunión de trabajo en la que participarán las delegaciones de Innovación y de Movilidad con las empresas del sector para analizar el acceso de este tipo de vehículos por las distintas zonas de la ciudad y el uso que se le puede dar en los servicios municipales.

El Plan Movele cuenta con subvenciones y se enmarca en un convenio firmado con el Ministerio de Industria. Pese a esto, el Ayuntamiento tiene previsto destinar una partida de 400.000 euros en 2010 para fomentar este tipo de transportes mediante la instalación de puntos de recarga. 

  • 1