viernes, 19 abril 2019
16:23
, última actualización

Educación culpa a los padres del menor autista de Pedrera de que no vaya a clase

La familia quiere que el menor acuda a clase con los compañeros de siempre para que no sufra una regresión.

el 05 feb 2014 / 15:05 h.

Pedrera Los compañeros mantuvieron una huelga en enero para reclamar recursos para el pequeño de 13 años. La Delegación provincial de Educación, Cultura y Deporte culpó ayer a los padres del niño autista de Pedrera de que el menor de 13 años siga sin escolarizar. La Junta insistió en que es «la negativa de los padres» del escolar la que «está impidiendo su escolarización obligatoria». La Administración educativa esgrime que el alumno cursa una modalidad de escolarización denominada «aula especifica en centro ordinario». En esta modalidad, según la Junta, «la oferta curricular que se desarrolla no tiene relación con la etapa que oferta el centro donde se ubica», toda vez que el alumno en cuestión no ha finalizado este periodo de formación consentido por sus padres, «un periodo que comienza a los 6 años de edad y puede extenderse hasta los 21». La Administración, remarca, además, que «a inicios del curso escolar 2013/2014, se dio la opción a los equipos docentes y a los padres del alumno de realizar una escolarización combinada entre el centro de educación Primaria y el instituto de educación Secundaria, de forma que se facilitara el tránsito de una etapa a otra, opción que los padres rechazaron con el argumento de promocionar con sus compañeros en edad cronológica y no considerar en ningún momento la modalidad curricular que cursa el alumno”. Los padres justifican su deseo de que su hijo promocione con los compañeros de clase de toda la vida a que está integrado con ellos y a que si se le cambia de clase puede sufrir una regresión como ya ha ocurrido con otros niños autistas. La Administración andaluza para defender su postura de que el escolar combine el colegio con el instituto declara que «no existe ningún alumno en la provincia de Sevilla que, con 13 años y con modalidad de aula especifica de educación especial, esté cursando la modalidad en un instituto de Secundaria». Finalmente, Educación asegura que se está garantizando la oferta educativa en función de la normativa que rige la escolarización del alumnado con necesidades educativas especiales. Por otra parte, las asociaciones de padres de alumnos de Pedrera fijarán hoy la fecha del día de huelga que realizarán en apoyo del niño autista de 13 años que está sin escolarizar. El padre del menor, José Luis Lobato, insistió ayer en que ellos solo buscan lo mejor para su hijo, que pasa por promocionar y por cursar sus estudios en el instituto con los que han sido sus compañeros de clase desde los tres años. Lobato remarcó que la solución que les ha dado Educación de que su hijo Manuel tenga una escolarización combinada en el colegio y en el instituto no es factible. Además, indicó que en Málaga se han producido casos similares donde se ha seguido la alternativa que plantea la Junta «y se ha producido una regresión en los alumnos afectados». Este padre niega que como dice Educación sea una cabezonería suya que su hijo no esté escolarizado este curso. «Tenemos informes del tutor del aula específica, del logopeda del colegio, del equipo de orientación, un informe de autismo Sevilla y de Adifas en los que se indican que Manuel puede promocionar y por ello nosotros queremos que pase de curso junto con los que han sido sus compañeros del aula de referencia», explicó Lobato. Asimismo, reiteró que los niños autistas tienen problemas de socialización, por lo que explicó que todo el camino que se ha andado se puede perder si le cambian de compañeros de clase. En este sentido, afirmó que su hijo en algunas materias como inglés tiene un nivel muy bueno, por lo que comentó que no sería conveniente que repita curso. Este padre censuró el proceder de Educación y que no sea capaz de reconocer que si su hijo no ha sido escolarizado en el instituto es porque la Administración «no tiene dinero». Aunque Manuel Lobato este año, por el momento no está escolarizado, sigue trabajando con los especialistas para seguir avanzando.

  • 1