Local

EEUU prueba ya los cohetes que devolverán al hombre a la Luna

Horas después de finalizar el Endeavour con éxito su misión a la EEI, técnicos de la NASA iniciaron ayer las pruebas del cohete Ares I que impulsará a sus nuevas naves espaciales. Foto: EFE.

el 15 sep 2009 / 02:26 h.

TAGS:

Horas después de finalizar el Endeavour con éxito su misión a la Estación Espacial Internacional (EEI), técnicos de la NASA iniciaron ayer las pruebas del cohete Ares I que impulsará a sus nuevas naves espaciales. Esta nueva generación será la que devuelva al hombre a la Luna en 2020.

Esas pruebas se centraron en los procedimientos para cargar el combustible que se utilizará en los cohetes, cuyo sistema tiene un diseño similar al de los misiles Peacekeeper de la Fuerza Aérea de Estados Unidos, informó la NASA en un comunicado.

Los transbordadores, que todavía deben realizar 10 misiones al complejo y otra al telescopio Hubble a finales de este año, serán retirados en dos años y sustituidos por el programa Constellation que utilizará las naves Orion impulsadas hasta una órbita terrestre baja por el cohete Ares I. La NASA tiene prevista la primera prueba de vuelo no tripulado del cohete para abril de 2009. Las naves Orion serán similares a las cápsulas del programa Apolo.

El cohete, de más de 100 metros de altura, utilizará combustible sólido en su primera etapa y combustible líquido en la segunda y la nave Orion viajará instalada en su extremo superior tal y como lo hicieron las cápsulas Apolo. El cohete Ares I también podrá llevar astronautas hasta la EEI en la primera etapa de un futuro viaje para el retorno del hombre a la Luna previsto para el 2020.

Pero aun antes de iniciarse las pruebas de vuelo los ingenieros de la NASA tendrán que determinar las formas más seguras de cargar el combustible en el cohete impulsor. David Tomisic, ingeniero de sistemas de fluidos en el Centro Espacial Kennedy (Florida) indicó que los ingenieros estudian cómo reaccionan bajo presión los estanques de helio.

Endeavour. Las pruebas comenzaron un día después del feliz descenso del Endeavour tras una exitosa misión de 16 días a la EEI, que deberá quedar terminada antes de la retirada de los transbordadores que han estado operando durante más de 25 años.

Los astronautas del Endeavour instalaron el primer segmento del módulo japonés Kibo y el sistema robótico canadiense Dextre. También llevaron a un nuevo inquilino de la EEI y realizaron pruebas de reparación del escudo térmico de los transbordadores. La próxima misión STS-124 de los transbordadores estará a cargo del Discovery, que deberá partir a finales de mayo hacia la EEI, un proyecto internacional en el que participan 16 países y que ha completado un 70% de su construcción.

Fuentes de la NASA señalaron que es posible que esa misión sufra algún retraso debido a que su tanque de combustible llegó ayer Centro Espacial Kennedy, varios días después de lo previsto.

  • 1