Local

EEUU y la UE endurecerán las sanciones a Irán si no frena ya su plan nuclear

Irán y su plan nuclear han conseguido poner de acuerdo a la UE y EEUU y ganarse toda su enemistad. La cumbre entre Bruselas y Washington concluyó ayer con una nueva advertencia a Teherán para que ponga fin a su programa nuclear.

el 15 sep 2009 / 06:11 h.

TAGS:

Irán y su plan nuclear han conseguido poner de acuerdo a la UE y EEUU y ganarse toda su enemistad. La cumbre entre Bruselas y Washington concluyó ayer con una nueva advertencia a Teherán para que ponga fin a su programa nuclear, "increíblemente peligroso" según Bush. Si no es así, las sanciones serán más y más duras.

Tras el encuentro bilateral en Brdo (Eslovenia), Bush advirtió de que ha llegado el momento de la "diplomacia fuerte" y de que el "Grupo de los Seis" (los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad y Alemania) envíe "un mensaje firme" a Teherán para que coopere con la comunidad internacional, sea sincero y ponga fin al obstruccionismo sobre sus actividades atómicas.

El líder estadounidense animó al Gobierno iraní a elegir "entre el aislamiento o mantener mejores relaciones con nosotros". Recordó que Irán no ha sido sincero con el OIEA en sus actividades de enriquecimiento de uranio y "no se puede confiar" en el régimen de ese país en ese aspecto.

El presidente de EEUU afirmó que si Irán tuviera armas nucleares sería "increíblemente peligroso para la paz mundial". Sin embargo, se mostró dispuesto a continuar trabajando por una solución pacífica del conflicto.

Así, tanto EEUU como la UE están preparados para complementar las sanciones de la ONU con nuevas medidas si Teherán continúa rechazando las demandas para controlar el trabajo nuclear sensible. En su declaración conjunta al término de la reunión en el pintoresco castillo de Brdo, a unos veinte kilómetros de Liubliana, Bush y los principales líderes de la UE exigieron a Irán cumplir con "sus obligaciones, incluida la suspensión completa y verificable de su enriquecimiento" de uranio.

El documento expresa también la voluntad de Washington y Bruselas de colaborar para garantizar que los bancos iraníes "no puedan abusar del sistema bancario internacional para apoyar la proliferación nuclear y el terrorismo". Hasta el momento, Irán asegura que su programa nuclear tiene fines pacíficos y sigue adelante con esas actividades, pese a tres resoluciones de la ONU que le imponen sanciones, la mayoría simbólicas.

El presidente de turno del Consejo de la UE, el primer ministro esloveno, Janez Jansa, señaló la urgencia de lograr un acuerdo para reducir las emisiones de CO2, para lo que insistió en la importancia de que EEUU se una al planteamiento europeo. "Sin el liderazgo de la UE y EEUU no será posible lograr un acuerdo" mundial, afirmó Jansa. Europa se ha comprometido a reducir sus emisiones en un 20% para 2020, mientras que Washington reclama que países en desarrollo como India o China formen parte de cualquier acuerdo internacional vinculante.

Bush, por su parte, aseguró que ambos socios lograrán llegar a un acuerdo en este sentido antes de que expire su mandato.

La agenda de la reunión se completó con debates sobre la crisis en el sistema financiero internacional y la seguridad energética, entre otros asuntos.

  • 1