sábado, 23 marzo 2019
19:07
, última actualización
Local

El 40% de profesores liberados debe volver a clase para reforzar las aulas

Educación ha prescindido del 40% de los profesores que trabajaban 'liberados' dentro de la consejería y los ha devuelto a sus escuelas. La falta de docentes de apoyo ha forzado en parte esta decisión. La Junta había prometido un profesor más a los colegios apuntados al plan de calidad, pero la crisis se interpuso. En Sevilla, sólo un tercio vio llegar ese apoyo.

el 15 sep 2009 / 16:58 h.

TAGS:

Educación ha prescindido del 40% de los profesores que trabajaban 'liberados' dentro de la consejería y los ha devuelto a sus escuelas. La falta de docentes de apoyo ha forzado en parte esta decisión. La Junta había prometido un profesor más a los colegios apuntados al plan de calidad, pero la crisis se interpuso. En Sevilla, sólo un tercio vio llegar ese apoyo.

La crisis económica ya se percibía con toda su intensidad el pasado 31 de julio, cuando más del 40% de profesores adscritos a la Consejería de Educación fueron informados de que, en septiembre, no empezarían el curso en sus despachos. Algunos ya estaban de vacaciones cuando se enteraron de que la Junta no había renovado las comisiones de servicio, los permisos que reciben algunos profesores para cambiar temporalmente su plaza definitiva en un colegio por un puesto de cargo de confianza dentro de la Administración.

"Se consideró que ahora ese peronal era más importante en sus centros docentes que en la consejería", aseguran fuentes de Educación. La consejería elude contabilizar el número total de profesores que ha devuelto a sus colegios. En la Delegación Provincial de Sevilla, por ejemplo, de los 70 docentes que trabajaban allí, más de 20 han regresado a las aulas para impartir clases, un tercio del total. "Nunca habíamos sufrido un recorte tan drástico", reconocen desde la delegación.

La crisis ha tenido mucho que ver, pero también ha sido parte de una estrategia con la que Educación ha tratado de que los recortes de plantilla se notaran en la Administración, y no en las escuelas. La Junta había prometido un profesor más de apoyo a todos los colegios que se apuntaran al plan de calidad.

Lo utilizó como reclamo de última hora, cuando la famosa orden de incentivo de los 7.000 euros estaba siendo atacada por una parte del profesorado, muy crítica con la filosofía del programa. La nueva Ley de Educación Andaluza preveía aumentar la plantilla docente con 3.000 profesores nuevos en su primer año de implantación, y la consejería anunció que esos nuevos docentes se repartirían prioritariamente entre los colegios que se apuntaranal plan de calidad. Esto se ha cumplido sólo en parte.

En Sevilla, por ejemplo, sólo un tercio de los colegios e institutos suscritos al plan han recibido el profesor de apoyo. "Nos han dicho que la crisis ha obligado a replantearlo todo y que habrá que esperar", explica el director de un colegio del Polígono Sur.

Despachos por aulas . Los profesores adscritos están liberados de sus plazas mientras trabajan para la consejería. El recorte de este grupo ha surgido de un "profundo análisis". Hay docentes que son técnicos para alguna dirección general, por ejemplo, en un programa específico, y es importante que conozcan el sistema educativo andaluz y sus reglas al dedillo.

Pero también hay un amplio grupo de profesores que realiza un trabajo puramente administrativo, algo que en teoría podría hacer un auxiliar administrativo con un sueldo inferior al de un funcionario docente. "Aquí hay trabajo que tiene que pasar por las manos de alguien que necesariamente sea docente. Pero también hay mucho papeleo rutinario", explican en la consejería. Para algunos profesores veteranos, cansados de la docencia, un puesto en la Administración es como un "retiro dorado". Ahora, después de muchos años, deberán volver a la escuela.

  • 1