Local

"El Aaiún está asediada por la Policía y hay miedo a salir"

Una ONG cifra en una centena los cadáveres de saharauis sin identificar.

el 11 nov 2010 / 20:56 h.

TAGS:

Niños saharauis reciben cuidados médicos en El Aaiún tras el desalojo del campamento.

El Aaiún vivió ayer una jornada sin graves incidentes después de la batalla campal de días anteriores. La capital del Sáhara Occidental recupera una tensa normalidad que se manifiesta en el vacío de sus calles, algo que propician los numerosos antidisturbios que continúan apostados en cada esquina de la ciudad.

Por primera vez desde el desalojo por la fuerza del campamento de protesta de los saharauis el pasado lunes hay información de primera mano: el férreo bloqueo bajo el que Marruecos mantiene El Aaiún fue burlado ayer por un equipo de la Cadena SER. Los periodistas españoles destacaron ayer que la ciudad sigue vigilada por la Policía marroquí, durante la noche las calles están desiertas aunque con la luz del día empieza a oírse algo más de circulación de coches y transeúntes, pero nada que ver con la situación de antes del desmantelamiento. "Normalmente está llena de gente y bullicios", informó la Cadena SER.

"Hay furgones antidisturbios armados y equipados junto al aeropuerto, e incluso bloquean el acceso a la Minurso, la misión de la ONU para el Sáhara Occidental", aseguró el periodista Nicolás Castellano. Por ello los saharauis denuncian que se sienten continuamente vigilados por las fuerzas de seguridad marroquíes. Nadie se atreve a hablar porque "las llamadas están siendo intervenidas y sus vidas corren peligro", relató Àngels Barceló, que junto a sus compañeros Nicolás Castellano y Ángel Cabrera fueron llevados a comisaría.

Mientras continúa el baile de cifra de víctimas. Marruecos tan sólo reconoce la muerte de diez agentes alauitas y un civil saharaui. No obstante, Thawra -organización que agrupa a varios colectivos que luchan por la defensa de los derechos humanos en el Sáhara- subrayó ayer que los saharauis detenidos han aumentado en las últimas horas. Además, Thawra aseguró que la cantidad de cuerpos sin identificar podría superar la centena. La organización denuncia que Marruecos está amontonando los cadáveres de saharauis en pozos y fosas comunes. Rabat, sin embargo, negó esta información. E ministro de Comunicación y portavoz del Gobierno marroquí, Jalid Naciri, reiteró que tan sólo hay un víctima civil.

Más de 4.000 heridos. También la Oficina del Ministerio de Territorios Ocupados de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD) cifró ayer en más de 4.500 los heridos y más de 2.000 los detenidos tras el desmantelamiento del campamento de Gdeim Izik en El Aaiún, ciudad que se mantiene "en estado de sitio". Esta Oficina precisa en un comunicado remitido a Efe que el Ejército, las Fuerzas Auxiliares y la Policía de Marruecos continúan "atacando" las viviendas de los ciudadanos saharauis, "deteniendo" a todo el que encuentran, "apaleando" a familias enteras y "secuestrando a los jóvenes", sobre todo, en los barrios de Skeikima, Bucraa y Mattalla.

El representante en España del Frente Polisario, Bucharaya Beyun, denunció en declaraciones a Europa Press que Marruecos está cometiendo una "limpieza étnica" en El Aaiún y advirtió de que si la comunidad internacional no interviene para buscar una solución pacífica, "el pueblo saharaui recurrirá a todos los medios, incluida la guerra". Ante esta situación Amnistía Internacional hizo un llamamiento a Marruecos para que abra una "investigación independiente e inmediata" sobre el "serio incidente" que se ha producido en El Aaiún.

Por su parte, la jefa de la diplomacia española, Trinidad Jiménez, trasladó a los grupos parlamentarios del Congreso su disposición a comparecer la próxima semana en la Comisión de Asuntos Exteriores y Cooperación para hablar sobre la situación del Sáhara. Todos los partidos políticos exigen al Gobierno una mayor implicación en el asunto. El Ejecutivo respondió a esta demanda enviando al ex ministro de Exteriores Miguel Ángel Moratinos a Argelia, aliado del Frente Polisario. Fuente diplomáticas aseguran que el conflicto en el Sáhara Occidental estará encima de la mesa, según publicó ayer el diario El País.

  • 1