Local

El acoso a los gorrillas se extiende a la Macarena, Nervión y el Centro

La Policía Local, que ha interpuesto 35 sanciones especialmente en la zona de Bami, triplica las multas en una semana.

el 28 ago 2011 / 14:48 h.

TAGS:

Un gorrilla ‘organiza’ el tráfico el pasado viernes en la zona de Bami.

El alcalde quería que llovieran multas. Dicho y hecho. Una semana después de que Juan Ignacio Zoido (PP) anunciara su particular cruzada contra los gorrillas, la Policía Local ha puesto un total de 35 denuncias a distintos aparcacoches que actuaban en varias zonas de la ciudad. Además del castigado barrio de Bami, otros barrios como Nervión, Macarena, Adriano o Reyes Católicos también han sido barridos por los agentes en cumplimiento de la ordenanza antivandálica de 2008, la norma municipal que estaba obsoleta y que Zoido pretende recuperar.

La visita del alcalde a la barriada de Bami del pasado sábado 17 fue el pistoletazo de salida a esta maratón de denuncias, 35 en total, que han supuesto una media diaria de cinco multas de 120 euros cada una, según lo que establece la ordenanza. La subida es notoria puesto que se triplica la media de denuncias interpuestas durante el primer semestre de 2011, que se situaba en 1,3 al día. También se aleja bastante de las multas que los agentes ponían a los gorrillas durante el pasado año, hasta 429, lo que se tradujo en una media aún más baja, de 1,1 denuncias diarias.

Desde que se aprobara la ordenanza antivandálica en julio de 2008 bajo el mandato del socialista Alfredo Sánchez Monteseirín, la tendencia a denunciar ha ido cayendo en picado al igual que la presencia policial en los barrios tradicionalmente afectados por los aparcacoches. De las 978 multas que se pusieron en 2009, la cifra se redujo a más de la mitad en 2010 hasta quedar en 131 denuncias interpuestas en el primer semestre de 2011, lo que vendría confirmando esa tendencia a la baja.

Esta cruzada antigorrillas se ha llevado a cabo en distintos puntos de la ciudad, no sólo en el barrio de Bami, uno de los más castigados y más reivindicativos en sus quejas contra los aparcacoches. En la zona céntrica de Marqués de Paradas los agentes pusieron hasta diez denuncias, sólo durante la jornada del sábado. Así, en todo el Distrito Sur, especialmente en Bami, se localizaron hasta 19 gorrillas, que se fueron con sus correspondientes multas.

La zona de Nervión también fue revisada y se saldó con cuatro denuncias contra esta práctica mientras que en la Macarena sólo se pusieron dos multas. La incidencia de la Policía Local en la zona ha supuesto una labor disuasoria de gorrillas pero también un aumento del número de los llamados vovis.

La intervención de la Policía Local no sólo se ha quedado en las ya conocidas multas de 120 euros, sino también en decomisar el dinero recaudado, supuestamente, por el gorrilla. Una acción que no queda recogida en la norma. El hecho se produjo el pasado jueves, cuando dos agentes de la Policía Local decomisaron 12,80 euros a un gorrilla que increpó a una joven en Reyes Católicos por no darle dinero, según informó Diario de Sevilla.

PASAJERO O PERMANENTE. Después de esta primera batida de multas, la principal duda de los vecinos es si se mantendrá el ritmo de denuncias y, sobre todo, si tendrá una consecuencia real para el gorrilla multado. Este fue el gran escollo desde que se aprobó la ordenanza antivandálica. Por muchas multas que pusieran los agentes, éstas nunca llegaban a tramitarse. Zoido aseguró que "sus denuncias no se van a quedar en papel mojado, el Ayuntamiento se encargará de tramitarlas convenientemente". De ello se hará cargo el centro de tramitación de denuncias "a coste cero" que también anunció durante su visita a Bami.

Tras los datos cuantificables en denuncias contra los gorrillas, pierde fuelle la idea propuesta por la Coordinadora de Asociaciones Independientes de Sevilla (CAIS) que apuntó a organizar patrullas vecinales en caso de que el Consistorio y la Policía Local no atendiera a la petición "urgente" de actuar contra los gorrillas. Esta propuesta fue rechazada de forma tajante tanto por el alcalde como por la presidenta de la Asociación de Vecinos Bami Unido, Laura Baños, que se mostró a la espera de ver el efecto de las multas o su sustitución por trabajos comunitarios. También opinó al respecto el Defensor del Pueblo Andaluz, José Chamizo, quién recientemente indicó desconocer hasta qué punto va a ser "eficaz" la medida de pedir a los gorrillas insolventes que realicen trabajos para la comunidad .

  • 1