martes, 19 febrero 2019
19:26
, última actualización
Local

El alcalde busca el respaldo de IU en el Pleno para acabar las ‘setas’

Un Pleno extraordinario el próximo miércoles ratificará la decisión municipal

el 16 jul 2010 / 18:12 h.

TAGS:

El alcalde buscará el respaldo del Pleno municipal, esto es, los votos de IU (puesto que cuenta con el no del PP) para continuar con la obra del Metropol Parasol después del varapalo del Consejo Consultivo, que dictaminó en contra de la ampliación presupuestaria para acabar la obra, cuestionando con dureza la continuación de uno de los proyectos que el Gobierno local ha considerado más emblemáticos en su política de transformación y modernización urbana, y que tiene fecha de finalización dentro de tan sólo cinco meses.

 

Un Pleno extraordinario, convocado el próximo miércoles 21, servirá al alcalde para informar a Gobierno y oposición no sólo del dictamen del Consejo, sino también de los dos informes que están elaborando el secretario municipal y la Gerencia de Urbanismo para valorar las posibles opciones y sus consecuencias. El primero será un informe jurídico sobre la legalidad de seguir la obra y el segundo se centrará en los aspectos técnicos y económicos del proyecto (si es más caro disolver el contrato con Sacyr y convocar otro concurso o continuar con las obras), según informó ayer el delegado de Urbanismo, Manuel Rey. Para tomar la decisión, insistió, esos informes tendrán en cuenta el concepto de "interés general", la fórmula elegida por el Consistorio para justificar su intención de continuar con el proyecto.

Ya el interventor municipal censuró que el Gobierno local siguiera adelante con un proyecto que en 2007 se demostró imposible de ejecutar. Esto obligó a la constructora y a la ingeniería encargadas de levantar las setas de la Encarnación a emplear dos años en buscar una solución técnica, lo que disparó su presupuesto hasta los 89 millones de euros, un 70% más de lo previsto. Pero el interventor daba una de cal y otra de arena, y tras criticar un desvío presupuestario que, según insistía, no había tenido justificación, concluía que a estas alturas lo mejor era finalizar las obras.

El Consultivo, en cambio, se limita a emitir un informe desfavorable a la modificación presupuestaria del contrato con Sacyr -no la ve justificada al tratarse de "errores y falta de previsión del proyecto original"-, aunque recuerda que su opinión no es vinculante y que es Urbanismo, como contratante de la obra, quien debe tomar la decisión.

Ésa es la intención del Pleno del miércoles: debatir las alternativas y enviar un mandato a Urbanismo en vez de al contrario, que es lo más habitual: que los técnicos de Urbanismo decidan y luego el Pleno refrende. El alcalde se quiere sentir respaldado.

Rey dijo que el Pleno se ha convocado para garantizar la "absoluta transparencia" del proceso y subrayó la importancia de que en la decisión que se tome sobre si parar o no la obra prevalezca el "interés público", un "elemento central" que el informe del Consultivo no tuvo en cuenta, insistió. De hecho, consideró que es la principal diferencia entre el informe del secretario municipal y el del Consultivo: que éste "no tiene en cuenta el interés general". También reiteró varias veces que el primer informe del secretario municipal era "favorable", porque pese a la durísima crítica, al final apostaba por continuar la obra.

Rey, que no quiso adelantar el sentido de los informes ni su opinión sobre la conveniencia de acabar las setas, recordó que el Ayuntamiento no ha renunciado a buscar responsabilidades -y denunciar a la constructora- por la imposibilidad de materializar el proyecto que ganó el concurso, pero "cuando todo acabe".

Por su parte, IU, socios de gobierno de los socialistas, no se pronunció ayer sobre si apoya o no la terminación del proyecto, mientras que el presidente del PP-A, Javier Arenas, anunció que pedirá explicaciones al Gobierno andaluz en el Parlamento sobre el "fracaso" que ha supuesto el proyecto de la Encarnación, "un monumento al despilfarro". La candidata del PA a la Alcaldía, Pilar González, señaló que el Gobierno local debería acatar el dictamen negativo del Consultivo.

  • 1