Local

El alcalde 'congela' la recalificación del Betis hasta aclarar su venta

Estaba previsto que el Consistorio diera ayer el sí definitivo a la ampliación del estadio del Betis, pero el Pleno acordó in extremis postergar la decisión hasta ver consolidada la venta del club. En los últimos días, el Betis ha entrado en un proceso de compra-venta que ha obligado a aparcar el plan urbanístico.

el 15 sep 2009 / 08:16 h.

TAGS:

Estaba previsto que el Consistorio diera ayer el sí definitivo a la ampliación del estadio del Betis, pero el Pleno acordó in extremis postergar la decisión hasta ver consolidada la venta del club. En los últimos días, el Betis ha entrado en un proceso de compra-venta que ha obligado a aparcar el plan urbanístico.

"Después de consultar con la asesoría jurídica del Ayuntamiento, hemos acordado todos los partidos políticos dejar este punto para el próximo Pleno por seguridad jurídica, debido al cambio accionarial que se está produciendo en el Real Betis Balompié", anunció ayer el concejal de Urbanismo, Emilio Carrillo.

El Pleno municipal retiró de su orden del día la aprobación del estudio de detalle del convenio urbanístico firmado la semana pasada con el club verdiblanco. Todos los grupos políticos aceptaron aplazar el visto bueno definitivo hasta el próximo Pleno, que será en septiembre, para así no enturbiar en un proceso de compra-venta que acaba de iniciarse, y en el que el Betis podría acabar en manos de otro propietario. El que sustituya a Manuel Ruiz de Lopera como accionista mayoritario del club tendrá potestad para explotar los 103.818 metros cuadrados de edificabilidad que el Consistorio le ha concedido al club.

A falta de que solicite la licencia de obras, el nuevo dueño del Betis podrá construir una torre de doce o trece plantas, un edificio junto al estadio y tiendas dentro de él. Las oficinas, los hoteles, los comercios, los espacios deportivos y el parking previstos en el plan alcanzarían un valor en el mercado de 60 millones de euros para el club. Claro que antes de poder acometer ese proyecto el nuevo dueño también está obligado concluir el estadio Manuel Ruiz de Lopera, que lleva años a medio hacer.

Sin embargo, el nuevo propietario podría no estar de acuerdo o no estar interesado en un proyecto de ampliación que se aprobó con una directiva anterior, y por eso el Gobierno local ha frenado en seco los trámites y ha decidido esperar a ver qué pasa. Mientras estén así las cosas, las obras para concluir la remodelación del estadio no podrán comenzar este verano, como se había anunciado.

El convenio que firmó la Gerencia de Urbanismo implica construcciones alrededor de todo el estado: la calle Doctor Fleming, la avenida padre García Tejero, la avenida de la Palmera, donde se erigirá la torre, y la calle Iguazú. El edificio Heliópolis, junto a la calle Doctor Fleming, tendrá 33.749 metros cuadrados (tres plantas) y ocupará una parcela de 10.000 metros cuadrados. La Torre Betis será ocho metros más alta que el estadio.

El acuerdo también establecía unos plazos para ir acometiendo las obras previstas. En la primera fase, el club estaba obligado a derribar el viejo Gol Sur, lo único que quedaba del antiguo estadio, y construir la remodelación. Lo siguiente sería erigir la Torre Betis y construir la nueva zona de preferencia del estadio y por último se daría el visto bueno a la edificación situada en la parcela que separa el Ruiz de Lopera del barrio de Heliópolis, con el bloque del mismo nombre.

  • 1