Local

El alcalde se compromete a pagar la nóminas atrasadas antes de octubre

Los trabajadores cobrarán junio y la extra a principios de septiembre y julio y agosto un mes después.

el 24 ago 2012 / 20:23 h.

TAGS:

El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos.
Los empleados públicos del Ayuntamiento de Los Palacios y Villafranca cobrarán las dos nóminas que se le adeuda (junio y julio), amén de la paga extra, entre finales de agosto y el mes de octubre, según el calendario de pago previsto por el Consistorio y del que ha dado cuenta el propio alcalde, Juan Manuel Valle (IP-IU), en un asamblea informativa con los trabajadores.

El alcalde palaciego agradeció a los empleados públicos su "compromiso y comprensión" a pesar de la "gravedad" de la situación que muchos de ellos están padeciendo por el retraso en el pago de sus nónimas y les anunció que, según la previsiones, entre finales de agosto y la primera quincena de septiembre se les abonaría la nómina de junio y la paga extra, mientras que en octubre se procedería al pago de las nóminas de julio y agosto.

Para ello, y a pesar de la "extrema gravedad económica" en la que se encuentra la tesorería municipal, el Consistorio está llevando a cabo las gestiones oportunas con distintas administraciones para lograr el dinero adelantado con el que poder satisfacer las nóminas.

Herencia. Según informa el Consistorio de Los Palacios y Villafranca en un comunicado, el alcalde trasladó en esta asamblea a los funcionarios y al personal laboral que "una de las cuestiones más sangrantes" a las que ha tenido que hacer frente el equipo de gobierno de IP-IU ha sido el pago de más de dos millones de euros que el Ayuntamiento se ha visto abocado a realizar "por requerimientos de subvenciones no justificadas de la anterior etapa socialista", además de tener que "hacer frente a cientos de miles de euros adeudados a la Seguridad Social y a Hacienda por el IRPF que se descontaba en las nóminas de los trabajadores pero que, sin embargo, no llegaban a su destino final".

Valle aclaró que "estas subvenciones había que devolverlas por fuerza, ya que si no era así, tanto la Junta como el Estado las descontarían de los pagos que regularmente nos tienen que hacer al Ayuntamiento", lo que atrasaría más los recursos recaudatorios del Consistorio palaciego.

El regidor local les recordó también a los empleados públicos que el Ayuntamiento ha tenido que aprobar un severo plan de ajuste impuesto por el Gobierno de la nación para pagar las deudas a los proveedores, "una deuda acumulada durante la gestión del anterior equipo de gobierno socialista", les explicó, además de acometer recortes importantes dentro de un exhaustivo plan de contención del gasto corriente (luz, telefonía, gasolina), que incluía además la renuncia del chófer y coche oficial, la bajada del 20% en el sueldo del alcalde y de los concejales con dedicación exclusiva, la supresión de las plazas de los liberados de los diferentes grupos políticos, y la renuncia de la paga extra de navidad por parte del equipo de gobierno.

A pesar de tan delicada situación económica, el alcalde aclaró que la feria de la localidad y otras actividades lúdicas seguirán manteniéndose, una celebración que ha visto reducido su presupuesto en más de 160.000 euros en tan solo dos años y que en esta edición se saldará con un déficit de 11.000 euros, justificable según el alcalde por los cerca de mil empleos que generará entre camareros, guardas de seguridad y personal de atracciones.

  • 1