martes, 11 diciembre 2018
19:40
, última actualización
Cultura

El arte de saber hacer el ridículo

Los Ulen estrenan hoy en el Teatro Quintero su nuevo espectáculo, ‘Los idiotas’, en el que dos parados de larga duración constatan cómo los echan de todos los trabajos.

el 26 feb 2015 / 16:00 h.

TAGS:

Tras un tiempo de silencio, Los Ulen (Pepe Quero y Paco Tous) han decidido celebrar sus 30 años reivindicando el ser payasos, que es lo que estos dos actores llevan siendo desde que comenzaron a echar los dientes sobre un escenario. A su recién inaugurada exposición retrospectiva en el Centro de Documentación de las Artes Escénicas (antigua Iglesia de Santa Lucía), la compañía sumará esta noche un nuevo estreno, el de Los idiotas en el Teatro Quintero. La obra estará en cartel, de jueves a domingo, hasta el 8 de marzo (21.00 horas, domingos, 20.00 horas; 20 euros).

Hay muchas maneras de ser o hacer el idiota en el escenario. Seguramente Los Ulen reivindican la más sana de todas ellas:«Somos idiotas porque dominamos el arte de hacer el ridículo.. o también porque nos reímos de nosotros mismos, algo que todo el mundo debería saber hacer», apunta Pepe Quero. «El idiota mal entendido es el que se toma la vida demasiado en serio», dice Paco Tous. Uno y otro claudican en que siempre han buscado ese «espacio de absoluta libertad» que les permite bromear sobre todo.

«Hemos vuelto al blanco y negro, tendremos en el escenario un isocarro de 1945, pero el decorado es muy limitado, lo importante somos nosotros, hemos querido mirarnos en el espejo de los más grandes:Chaplin, el Gordo y el Flaco, Tony Leblanc...», abunda Quero. «El hilo argumental es muy sencillo, somos dos parados que queremos encontrar un oficio desesperadamente, probamos muchas cosas, barrendero, críticos gastronómicos, poetas, dramaturgos, jugadores de ajedrez... pero de todos lados nos echan porque somos idiotas», explica Paco Tous. «...Y la ficción no está muy alejada de la realidad, el único sitio del que no nos han echado jamás es del escenario, porque sólo sabemos ser payasos», sentencia Quero.

El espectáculo, que recupera sólo tres gags antiguo sobre un armazón «completamente nuevo», lleva también el inequívoco sello de Los Ulen desde su misma banda sonora, en la que suenan Triana y Carlos Cano, entre otros. «Y terminamos cantando, como en un fin de fiesta», adelantan.

A pesar del intenso momento de actividad que atraviesa la compañía, Paco Tous saca a relucir el teatro en propiedad que poseen en el Polígono Hytasa... «cerrado a cal y canto por ahora»:«Es una lástima que sea así, porque en nuestras tres décadas de historia hemos dado de comer a mucha gente», dice.

«El otro día estaba haciendo compras por el mercado de la calle Feria y en tres puestos diferentes me atendieron dependientes de menos de 30 años, les pregunté y ninguno había ido al teatro en su vida. Eso es dramático», interviene Quero. «Nosotros hacemos lo que tenemos que hacer, dar contenidos y calidad en la escena, deberían ser los políticos los que se preocuparan de dar continuidad a las cosas y de incentivar la cultura»,

¿Qué tiene que pasar para que la Sala Fli reabra sus puertas? «Podían empezar quitando el 21% de IVA pero no lo harán porque yo estoy convencido que es una revancha personal de este Gobierno contra los actores», opina Paco Tous. «Los políticos deberían sentirse orgullosos de nosotros, les debería dar igual nuestra ideología, sólo queremos que nos juzguen por nuestro trabajo. Pero este país es muy cainita y está tan ideologizado que aquí lo primero que te preguntan es a quien votas», concluye Pepe Quero.

  • 1