sábado, 17 noviembre 2018
21:09
, última actualización
Local

El Arzobispo de Sevilla pide rogativas por la lluvia

el 09 mar 2012 / 13:23 h.

TAGS:

El arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, posaba ayer en las dependencias del Palacio Arzobispal.
El arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo, ha pedido a todos los sacerdotes, diáconos, consagrados, seminaristas y fieles laicos que en este tiempo de Cuaresma incluyan en sus oraciones una intención muy especial "pidiendo con espíritu confiado al Creador del Universo que se digne bendecirnos con el beneficio de la lluvia". De manera particular, pide a los sacerdotes que se tenga presente esta intención en la oración de los fieles de cada Eucaristía, en las preces de Laudes y Vísperas, en la exposición y adoración del Santísimo y en cualquier otro tipo de oración extralitúrgica comunitaria que se celebre en la Archidiócesis. Otro tanto pide a las Hermandades y Cofradías en sus cultos cuaresmales.


"Severas consecuencias para la agricultura y el medio ambiente"

En una carta dirigida a toda la Iglesia de Sevilla, mons. Asenjo subraya las "severas consecuencias para la agricultura y el medio ambiente" que se están derivando de la actual escasez de agua, "haciendo temer que pueda llegar a repercutir en el abastecimiento de algunas poblaciones". En esta línea, señala que esta circunstancia exige a todos "hacer un uso responsable y solidario del agua".

Reproducimos a continuación el texto íntegro de la carta:

Queridos hermanos y hermanas:

Desde hace varios meses venimos contemplando con preocupación creciente la grave sequía que padecemos en Sevilla, al igual que en toda Andalucía y gran parte de España. La escasez de agua está teniendo severas consecuencias para la agricultura y el medio ambiente, haciendo temer que pueda llegar a repercutir en el abastecimiento de algunas poblaciones. Esta circunstancia exige a todos hacer un uso responsable y solidario del agua.

Siguiendo la recomendación de San Pablo a los primeros cristianos, «en toda ocasión, presentad a Dios vuestras peticiones, mediante la oración y la súplica» (Fil 4, 6), la Iglesia siempre ha elevado al Señor oraciones pidiendo por las más diversas necesidades y problemas humanos. Conscientes de que cada día son más los que viven con honda preocupación la severa sequía que padecemos, todos los fieles estamos llamados a presentar al Señor nuestras suplicas, pidiendo con espíritu confiado al Creador del Universo que se digne bendecirnos con el beneficio de la lluvia.

Por este motivo, pido a todos los sacerdotes, diáconos, consagrados, seminaristas y fieles laicos que en este tiempo de Cuaresma, tiempo en el que intensificamos la plegaria al Dios compasivo y misericordioso, que incluyan en sus oraciones esta intención, pidiendo a Dios, nuestro Señor, que nos conceda el agua que tanto necesitamos. De manera particular, pido a los sacerdotes que se tenga presente esta intención, en la oración de los fieles de cada Eucaristía, en las preces de Laudes y Vísperas, en la exposición y adoración del Santísimo y en cualquier otro tipo de oración extralitúrgica comunitaria que se celebre en nuestra Archidiócesis. Otro tanto pido a las Hermandades y Cofradías en sus cultos cuaresmales.

Deseándoos una feliz, intensa y santa Cuaresma, para todos mi saludo fraterno y mi bendición.

 

  • 1