miércoles, 14 noviembre 2018
05:33
, última actualización
Local

El atracador herido admite el robo, pero niega que disparara

En su declaración judicial asegura que cometió el atraco para poder "dar de comer" a sus hijos.

el 31 may 2012 / 20:40 h.

TAGS:

El atracador que permanece ingresado en el hospital Virgen del Rocío tras resultar herido en el tiroteo, en el que perdió la vida una mujer, con la Policía Local tras asaltar una sucursal bancaria de San Juan de Aznalfarache reconoció ayer los hechos, aunque negó que disparara contra los agentes. La jueza ha determinado que ingrese en prisión, tras abandonar el centro sanitario, imputado por cuatro robos con violencia, un delito de tenencia ilícita de armas y otro de resistencia a la autoridad . El otro atracador está en prisión desde el pasado domingo por los mismos delitos.

Francisco Reyes García, de 49 años y con numerosos antecedentes, declaró ayer en el mismo hospital, donde se recupera de los dos impactos de bala recibidos, ya que la comisión judicial se trasladó hasta allí. La declaración tuvo lugar en presencia de su letrada, del fiscal y del secretario y la titular del Juzgado de Instrucción número 15, Silvia Patricia Soto, en un módulo aislado del resto de enfermos y en el que está bajo custodia policial.

El atracador reconoció que el pasado viernes acudió junto con Juan Marco Guareño Jeanneret, de 56 años y en prisión desde el domingo, a la sucursal de Banca Cívica de la calle Antonio Machado de San Juan con la intención de entrar a robar. "No fue nada planificado", dijo, según explicaron fuentes del caso, sino que decidió atracar el banco porque tiene "muchos hijos y tengo que darles de comer". Así, relató que tras hacerse con el botín salieron a la calle, momento en el que la Policía Local les echó el alto. Él aseguró que en "ningún momento" abrió fuego contra los agentes, entre otras cosas, porque llevaba "una pistola muy pequeña" con la intención de asustar. Sin embargo, no fue capaz de aclarar si su compañero sí abrió fuego al ver a la Policía, sólo que él recibió un primer impacto en el pecho, tras lo que intentó refugiarse de nuevo en la sucursal, aunque la puerta estaba cerrada.

Los hechos ocurrieron pasadas las 08.30 horas del viernes pasado, cuando los dos atracadores entraron en la sucursal. A la salida se inició el tiroteo y una mujer, Concepción Barreiro, perdió la vida al recibir un impacto de bala en la cabeza cuando trataba de huir. En ese momento, estaba con su hija en la parada del autobús para ir al centro de salido situado en el Barrio Alto de la localidad. La Policía Nacional cree que el tiro salió de la pistola de uno de agentes, tanto por la situación de los atracadores, los policías y la víctima, como por los casquillos recogidos en la escena de los hechos.

Ambos detenidos tienen numerosos antecedentes por hechos similares. Juan Marco Guareño Jeanneret llegó a apuntar a la cabeza a una persona durante un atraco en 1993, aunque no llegó a matarla porque el arma se encasquilló, pese a que efectó tres disparos. La Audiencia le condenóa por un delito de robo con homicidio y, aunque tenía que cumplir una pena de 30 años de prisión, finalmente se le quedó en 17 años por las reducciones aplicadas tras el cambio del Código Penal. Salió de prisión a mediados del año pasado y ya ha cometido cuatro robos a bancos.

  • 1