Local

El Ayuntamiento admite ahora que no hay fecha para quitar las catenarias

No hay fecha cerrada". Pese a las promesas y los anuncios, las catenarias no se quitarán antes de la primavera de 2009. El edil de Urbanismo, Emilio Carrillo, admitió ayer el retraso y evidenció que el proyecto, después de tres meses en marcha, sigue teniendo lagunas.

el 14 sep 2009 / 23:49 h.

TAGS:

No hay fecha cerrada". Pese a las promesas y los anuncios, las catenarias no se quitarán antes de la primavera de 2009. El edil de Urbanismo, Emilio Carrillo, admitió ayer el retraso y evidenció que el proyecto, después de tres meses en marcha, sigue teniendo lagunas.

El también portavoz del Ejecutivo municipal ni siquiera pudo concretar ayer, tras la reunión de la Junta de Gobierno, si el cableado del Metrocentro tendrá que ir enganchado a algún edificio cuando se quiten los postes en la Avenida de la Constitución para sustituirlos por farolas fernandinas. Lo que sí dejó claro fue que a día de hoy el Ayuntamiento no puede garantizar que los tranvías con baterías -sin catenarias- vayan a estar disponibles para la Semana Santa del próximo año, como se había anunciado: "En este momento no se puede asegurar que vaya a estar en primavera de 2009" y no se puede "dar una fecha concreta", dijo.

La razón, según Carrillo, es que la empresa fabricante y suministradora de los trenes, Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles (CAF), no ha cumplido su parte y aún no tiene desarrollada la tecnología que permitirá que el Metrocentro circule sin catenarias 400 metros, desde el Arquillo del Ayuntamiento hasta pasada la Catedral. Algo que niega la propia compañía. Según ésta, el Consistorio tiene sobre la mesa tres posibilidades técnicas para evitar el tendido delante del monumento.

Dos de ellas se basan en sistemas de acumulación de energía y la tercera, en baterías. Las dos primeras soluciones están en fase de experimentación. Según fuentes de la empresa, aunque el recorrido sería muy corto, las baterías se podrían cargar en la Plaza Nueva y en el Archivo de Indias. Sin embargo, "no se podría abusar del aire acondicionado", aunque sí se garantiza un clima fresco los días más calurosos del verano.

Sin embargo, parece que el Consistorio no se fía de estas soluciones técnicas y se niega a que Sevilla sea conejillo de indias. Carrillo sostuvo ayer que la decisión de cambiar los postes por farolas fernandinas se basa en dos cuestiones: en el retraso del plan de innovación tecnológica de la empresa adjudicataria (por ahora no hay tranvías sin catenarias) y en el hecho de que se tienen que desmontar los postes y el cableado para esta Semana Santa. Lo que se aprovechará para colocar las farolas -que costarán a los sevillanos 700.000 euros- teniendo en cuenta, ahora sí, "parámetros estéticos" que hagan "el menor daño visual posible" al patrimonio del Centro, insistió el edil de Urbanismo.

El concejal del PSOE también explicó que el supuesto retraso en dicho proceso de innovación tecnológica por parte de CAF no da derecho a pedirle indemnizaciones, ya que no se recoge en el contrato. "Éste ponía en evidencia el proceso de I+D que la empresa tenía que desarrollar y el propio pliego de condiciones de Tussam dejaba implícita la posibilidad de que, en un proceso tecnológico de ese tipo, hubiera demoras", según Carrillo.

A su juicio, el retraso de la llegada de los tranvías sin catenarias hará que el Ayuntamiento prorrogue el contrato de uso de las unidades actuales, alquiladas por un máximo de 18 meses a CAF (que las fabricó para el Metro), para lo que aseguró que Tussam ya mantiene contactos con la empresa. Otro punto que niega CAF, que espera hace meses una cita con el Consistorio.

  • 1