Local

El Ayuntamiento consulta a los vecinos si quieren que la feria de septiembre se traslade a mayo

El referéndum se ha organizado a petición de ciudadanos que quieren un cambio de fecha porque la actual coincide con gastos como la vuelta al colegio

el 17 oct 2012 / 19:41 h.

TAGS:

Un grupo de jóvenes en la feria de Écija.
El Ayuntamiento de Écija ha organizado una consulta popular para decidir si se cambia la fecha de la feria de septiembre al mes de mayo. Los ciudadanos tendrán este mes de octubre y el de noviembre para depositar su voto en el registro municipal del mercado de abastos, las dependencias municipales de Urbanismo, la Sociedad Ecijana para el Desarrollo Económico (Sedesa), el teatro municipal, la biblioteca, la casa de la juventud y el museo municipal.

La iniciativa, según informó el concejal de Fiestas Mayores, Antonio Cruz, surgió a partir de una petición ciudadana que planteó la posibilidad de trasladar la feria a otra fecha en la que no hubiese tantos gastos, "puesto que el mes de septiembre coincide con el fin de las vacaciones y la vuelta al colegio", manifestó.

Cruz explicó que si se ha planteado un posible traslado de la feria a la primera semana del mes de mayo es porque además antes en Écija también había una feria en mayo que se suprimió para mantener la de septiembre.

De todos modos, el concejal de Fiestas Mayores remarcó que el cambio de fechas de la feria sólo se realizará si hay una amplía mayoría de los ciudadanos que así lo desean, "porque es el pueblo el que lo tiene que decidir, no es ni una decisión política ni un antojo de nadie, por eso hemos decidido plantear la consulta".

Si finalmente una mayoría aplastante de ecijanos prefiere que la feria se celebre en el mes de mayo, Cruz indicó que es muy prematuro avanzar que este cambio de fecha se realice ya en 2013, "porque queremos hacer las cosas bien y no sé si habrá tiempo suficiente para ello".

En este sentido, el edil señaló que a los responsables de las cerca de 30 casetas que se montan en en el recinto ferial se les planteará la posibilidad de que sea el Ayuntamiento el que se encargue de su montaje. Cruz manifestó que de esta manera podría efectuarse un ahorro de entre un 40% y un 50%, "porque el Consistorio contrataría a un mismo fontanero, electricista y montador de carpas para todo, lo que también repercutiría en la imagen de la feria, ya que la estética de todas las casetas se unificaría". Otra cosa, aclaró, es la decoración de las mismas, "que correspondería a los dueños de cada una de ellas". Esta iniciativa, al igual que el cambio de fecha de la feria, sería, según el concejal, con el consenso de todos.

  • 1