Local

El Ayuntamiento de Mairena del Aljarafe debe pagar 136.000 euros por una muestra organizada en Fibes en 2003

el 19 sep 2011 / 13:34 h.

TAGS:

El Ayuntamiento de Mairena del Aljarafe (Sevilla), dirigido por el popular Ricardo Tarno, debe acometer en los próximos días el pago de unos 136.000 euros, según un laudo dictado por la Corte de Arbitraje de la Cámara de Comercio de Sevilla y ejecutado por vía judicial, como consecuencia de impagos referidos a la celebración de la III Muestra del PISA en el Palacio de Exposiciones y Congresos (Fibes) de la capital hispalense en abril de 2003, cuando el municipio era gobernado por el socialista Antonio Martínez Flores.

El concejal responsable de Economía y Hacienda del Consistorio mairenero, Vicente Agenjo (PP), ha explicado a Europa Press que en el mes de febrero de 2003 se firmó un convenio entre el Ayuntamiento y Fibes para que fuera la entidad la que organizara la muestra, acordándose la forma de pago y las cantidades y las administraciones que se harían cargo de las diferentes sumas.

El convenio establecía que por la prestación del servicio Fibes recibiría, al margen de las cantidades que los participantes en la muestra tuvieran que pagar en virtud de las tarifas acordadas, unos 180.000 euros, 60.000 por parte del Ayuntamiento y 120.000 por parte de la Junta, a través de una subvención de la Consejería de Empleo y Desarrollo Tecnológico, "cantidad que nunca se llegó a percibir", según Agenjo, por el hecho de que el Consistorio "diera por sentado que esa subvención iba a venir cuando la Junta no firmó en ninguna parte el convenio".

El responsable municipal de Economía y Hacienda de Mairena del Aljarafe ha criticado, asimismo, el que se acordara de forma expresa que cualquier incumplimiento sería resuelto a través de la Corte de Arbitraje de la Cámara de Comercio de Sevilla, dado que este organismo "es miembro de Fibes, y no se puede ser juez y parte". "Dentro de esta desafortunada herencia producto de la mala gestión, es uno de los puntos en el vemos negligencia por parte de los antiguos gestores", ha señalado.

Así, después de un "largo periplo" judicial, el asunto pasa a la vía del arbitraje, donde la representación jurídica de Fibes reclamaba 120.000 euros más 30.000 en concepto de intereses. Finalmente, y a pesar de presentar la oposición a dicha resolución, el Ayuntamiento deberá acometer este pago, "pues, si no, incurriríamos en una desobediencia a una orden judicial", pese a que "en unos presupuestos tan ajustados como los nuestros es muy difícil sacar una cifra como ésta, y más a estas alturas, con la mayoría de las partidas agotadas".

 

  • 1