viernes, 22 febrero 2019
18:57
, última actualización
Local

El Banco de España endurece las provisiones por el ladrillo

El supervisor propone al sector elevar al 30% la dotación por inmuebles

el 26 may 2010 / 21:31 h.

TAGS:

El Banco de España quiere elevar la provisión del 20% al 30% del valor de los inmuebles que tienen que hacer los bancos y cajas por las propiedades con las que se quedan como pago de deudas de sus clientes, si han transcurrido más de 24 meses desde que los adquirieron. El objetivo de esta medida es conseguir que las entidades no utilicen las carteras inmobiliarias para tapar las deudas y reducir así su morosidad.

Al mismo tiempo, el supervisor pretende unificar los diferentes calendarios de provisiones actuales para cualquier préstamo moroso, con el fin de que esté cubierto en su totalidad después del primer año de impago, con lo que recorta el periodo que tenían bancos y cajas para provisionar este tipo de préstamos. De este modo, si antes las entidades disponían de hasta cinco años para tener cubierto el 100% de un crédito moroso, ahora el Banco de España aboga por ir cubriéndolo poco a poco para conseguirlo en el primer año.

Con ese objetivo, sugiere que las entidades provisionen una cuarta parte del crédito moroso en los seis primeros meses de impago, cantidad que propone duplicar hasta el mes noveno. Entonces, la provisión se elevaría al 75% del préstamo y una vez transcurridos los 12 meses, ya se tendría el 100% del crédito impagado cubierto.

En el caso de aquellos préstamos que estén garantizados por un activo inmobiliario, por ejemplo una vivienda o un terreno, propone que se reconozca un valor a estos activos, con lo que la provisión ya no tendría que ser por el 100% del préstamo. Es decir, en estos casos aboga por provisionar la diferencia que existe entre el crédito y el valor de tasación de los inmuebles, aunque propone aplicar un recorte a este último precio en función del activo. Así, si la garantía de un préstamo es la vivienda habitual del prestatario, propone que al valor de tasación se le aplique un recorte del 20% y sobre esa cifra y el dinero prestado, se aplique la provisión. Pero si se trata de una finca rústica, oficina, local o nave, se aplicará un recorte del 30% en la tasación, por lo que la provisión se corresponderá con la diferencia entre lo prestado y ese precio aplicado el recorte.

En el caso de viviendas terminadas, pero que no sean utilizadas como residencia habitual, y en las que se encontrarían principalmente las segundas residencias, el Banco de España propone aplicar un recorte del 40% en el valor de tasación, mientras que la rebaja alcanza el 50% si la garantía son parcelas, solares u otros activos inmobiliarios. Sin embargo, antes de aprobar cualquier cambio, el supervisor abrirá un periodo de consulta para que el sector opine.

En un comunicado, el Banco de España explica que es necesario calcular el deterioro de los activos e incentivar la búsqueda de soluciones definitivas para ellos y aboga por asumir una pérdida de valor de estas propiedades en el momento de su compra del 10%, una cantidad que se elevará al 20% tras el primer año y hasta el 30% tras más de 24 meses.

El organismo supervisor reconoció que ya hizo algunos cálculos del impacto que tendrían estas mayores provisiones para las entidades y aunque admitió que obtuvo resultados muy distintos, las coberturas previstas para 2010 aumentarían una media del 2%, mientras que el resultado de las entidades antes de impuestos se reduciría alrededor del 10%.

‘Mafo' se baja un 15% el sueldo 

El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, se ha recortado el sueldo un 15% y cobrará 165.000 euros brutos anuales, informaron ayer fuentes oficiales del instituto emisor. Fernández Ordóñez ha adoptado esta decisión para alinearse con el recorte de los salarios en las administraciones públicas anunciadas por el presidente del Gobierno para reducir el déficit público. El gobernador, que hace pública su retribución por primera vez, percibe los emolumentos fijados por el Ministerio de Economía, a propuesta del Consejo de Gobierno del Banco. 

  • 1