Economía

El Banco de España quiere reforma laboral y el Gobierno no

El Banco de España vuelve a advertir de que la reforma del mercado laboral es "clave" para que la recuperación económica sea "sólida" y el Gobierno se mantiene en sus trece y no quiere ni oír hablar de ella.

el 16 sep 2009 / 06:28 h.

El Banco de España vuelve a advertir de que la reforma del mercado laboral es "clave" para que la recuperación económica sea "sólida" y el Gobierno se mantiene en sus trece y no quiere ni oír hablar de ella.

Según el organismo que dirige Miguel Ángel Fernández Ordóñez el ritmo del ajuste del mercado laboral es más "contenido". En este sentido, insiste en la necesidad de reformarlo, al tiempo que critica la "rigidez" del sistema de negociación colectiva, que "tiende a exacerbar la segmentación del mercado de trabajo" y hace aumentar el paro. La reacción del Gobierno no se hizo esperar y, poco después de conocerse, el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, aseguró que el Ejecutivo no planteará una reforma del mercado laboral en España "de ninguna manera" y que cualquier decisión debe ser "consensuada" por los agentes sociales. Pero más allá, volvió a insistir en que el Gobierno no tiene previsto acometer ninguna reforma "en la dirección" planteada por el regulador.

Según el Banco de España, los mecanismos de ajuste del mercado de trabajo frente a la crisis "no funcionan de forma adecuada", como refleja la evolución del desempleo. Así, critica la "excesiva segmentación" del mercado laboral, que "aúna una muy elevada protección para el colectivo de trabajadores con contrato indefinido con una amplia gama de modalidades de contratación temporal, con costes de extinción muy reducidos".

Al respecto señala que el coste del despido para un trabajador fijo en España es "más del doble" que la media de los países de la OCDE, mientras que para los temporales la indemnización por finalización de contrato es "nula". Por ello, recomienda que los mecanismos de contratación "permitan conjugar una adecuada protección del empleo" con la "flexibilidad" que demandan las empresas para lograr un "ajuste más eficiente y equitativo" ante la crisis.

Sobre el actual sistema de negociación colectiva, recomienda que el sistema sea menos "rígido" y facilite un mayor ajuste de los crecimientos salariales.

  • 1