miércoles, 24 abril 2019
17:40
, última actualización
Deportes

El Betis acaba la pretemporada con triunfo pero sin mejoría

Una gran jugada de la pareja con más calidad del Betis, Emana y Sergio García, bastó al conjunto verdiblanco para cerrar su programa de amistosos veraniegos con una victoria ante el Jaén, pero no para enmendar la pobre imagen que ha ido dejando el conjunto de Antonio Tapia desde que amagó con ilusionar a todos venciendo por 4-2 al Zaragoza en el Colombino.

el 16 sep 2009 / 07:36 h.

Una gran jugada de la pareja con más calidad del Betis, Emana y Sergio García, bastó al conjunto verdiblanco para cerrar su programa de amistosos veraniegos con una victoria ante el Jaén, pero no para enmendar la pobre imagen que ha ido dejando el conjunto de Antonio Tapia desde que amagó con ilusionar a todos venciendo por 4-2 al Zaragoza en el Colombino. El problema es que ayer, ante un Segunda B, esa jugada fue la única de auténtico mérito que creó el Betis. Y tuvo que esperar al último minuto. Antes, casi nada. Poca creatividad, poca profundidad y no demasiada seguridad defensiva, porque el Jaén dispuso de tres o cuatro oportunidades para batir a Goitia. La Liga empieza en seis días, el Betis sigue sin encontrarse y su entrenador ni siquiera tiene la garantía de que el hombre que anoche marcó la diferencia, Emana, seguirá en el equipo. He ahí el problema de verdad.

Hasta cierto punto es normal que el Betis no haya jugado bien en casi toda la pretemporada. No lo ha conseguido en cuatro años en Primera y no lo va a lograr ahora que es un equipo de Segunda. También puede ser normal que le haya faltado gol en alguno de sus amistosos estivales. Lo que debe inquietar a Tapia es que el mal juego se haya convertido en norma para los suyos y que la nulidad ofensiva lo haya llevado a no ver puerta en la mitad de los partidos de verdadero nivel de la pretemporada (Recreativo, Murcia y Tenerife). Y la historia casi se repitió ayer.

El Betis apenas asustó a la defensa de un conjunto de Segunda B. En la primera parte ni siquiera chutó entre los tres palos de Tejera y sólo se acercó en un lanzamiento alto de Rodri (7'), otro desviado de Pavone (15') y una doble ocasión no muy clara de Damiá y el argentino. En la segunda tampoco mejoró mucho el panorama. El choque sólo tuvo otra pinta cuando el entrenador recurrió a los que de verdad poseen la capacidad de salirse de la rutina: Arzu, Capi, Emana y Sergio García. El africano ya avisó con un buen derechazo (77') y en el descuento se inventó una arrancada que Sergio convirtió en gol. Si los dos se quedan, buena noticia para el Betis. Si alguno falla, cuidado.

En defensa, nuevo partido sin encajar un gol (es la tercera vez en los seis últimos partidos, que todo hay que decirlo), pero la zaga cedió demasiadas ocasiones a un adversario tan inferior: una de Toledo por falta de sincronía entre Odonkor y Carlos García (2'), otra del delantero tras zafarse de Melli (53'), un lanzamiento del ex bético Fran Machado (83')... Tapia aún debe ajustar más de un engranaje, pero las pruebas se le han acabado. El próximo ensayo no será tal, será el partido de la primera jornada ante el Córdoba.

  • 1