Deportes

El Betis confía en traer al delantero pese a ser "zona prohibida"

El club ni siquiera descarta fichar dos atacantes y rematar el plantel con otro lateral.

el 24 ago 2011 / 22:35 h.

Cada vez falta menos para que la LFP eche el candado al mercado de fichajes (una semana en concreto) y el Betis continúa sin ese delantero que Pepe Mel necesita y reclama sí o sí para que su plantilla sea un poco más competitiva. El club no se ha manejado con demasiada habilidad que digamos para hallar al sustituto de Emana (dos semanas han transcurrido desde la consumación de su fichaje por el Al Hilal ), pero aún está a tiempo de enmendar errores y de hecho ni siquiera pierde la esperanza de conseguir dos delanteros.

El director deportivo, Vlada Stosic, habló ayer de un ariete alto y corpulento y otro bajo y veloz para transmitir la impresión de que el rastreo de su departamento es amplio, pero un estilo no es incompatible con otro. Y es más, el balcánico también reconoció que la prioridad es el delantero pero que luego irán a por un lateral. El objeto de deseo en esta demarcació n es Miguel Lopes, aunque el Betis tampoco se tirará de los pelos si aguanta hasta el final y se trae a buen precio a Garrido (Lazio).

Lo importante, sin embargo, es el atacante. Stosic confesó ayer que el club se mueve en una "zona prohibida", consecuencia lógica de sus enormes limitaciones económicas, pero ni así da por descartados a sus principales objetivos , el serbio Zigic y el paraguayo Santa Cruz. Como ya es sabido, el Betis parte en inferioridad pecuniaria respecto a otros rivales (el último, el Sunderland en el caso del ariete sudamericano), pero ambos responden al perfil de jugador veterano que persigue la entidad de La Palmera, algo admitido por su director deportivo.

Stosic también indicó que maneja otras opciones distintas a las de Zigic y Santa Cruz, cuyo coste es inasumible en Heliópolis a no ser que medie milagro. Tamudo, que sonó, parece muy próximo al Rayo, y por ahí colea la opción de Pandiani, al que no gana casi nadie en experiencia en la Liga española. Pero cualquier negociación "será lenta y hay que aceptarlo como tal", remató Stosic, muy insistente a la hora de pedir paciencia: "Hay una fecha, el 31 de agosto, hasta la que hay opciones de contratar un jugador. Cualquier club contestaría lo mismo", alegó.

  • 1