domingo, 21 abril 2019
23:06
, última actualización
Deportes

El Betis, otra vez como al principio

El Levante ganó al Hércules y el Betis es ahora séptimo y está a cuatro puntos de la zona de ascenso. Es decir, exactamente igual que cuando Víctor Fernández relevó a Antonio Tapia.

el 02 may 2010 / 20:54 h.

Emana firma un autógrafo a la vuelta de Las Palmas.
La vida vuelve a empezar para el Betis justo por donde iba cuando el club ya no aguantó más el encefalograma plano del equipo con Antonio Tapia y recurrió a Víctor Fernández para que resucitase al muerto. Catorce jornadas después, el conjunto verdiblanco de nuevo es séptimo y de nuevo tiene la zona de ascenso a cuatro puntos de distancia. Es decir, a más de un partido de diferencia. El gran problema del Betis es que ahora no quedan 21 encuentros sino 21 puntos, los de las siete jornadas que faltan para que se termine el campeonato, así que el margen es muchísimo menor y la línea del equipo, como en aquel momento, es descendente otra vez.

Gran parte de la culpa de que el Betis vuelva a estar como estaba hace catorce fines de semana es del propio Betis. En las seis últimas jornadas -casi la mitad del mandato de Víctor-, los heliopolitanos sólo han sido capaces de ganar un único choque, ante el Cádiz (4-0). El resto de ese último mes y medio se resume en tres empates (2-2 con el Villarreal B, 1-1 contra el Celta y 1-1 en Las Palmas) y dos derrotas, ambas en casa (0-1 con el Girona y 0-3 frente al Elche).

En realidad, la zona de ascenso se le ha escapado al Betis en las tres últimas semanas, en las que apenas ha sumado dos de los nueve puntos en juego. Cuando goleó al Cádiz, el equipo de Víctor se colocó tercero, a dos puntos del Cartagena (segundo), igualado con el Levante y el Hércules, con tres puntos más que el Villarreal B y con cuatro más que el Elche. Pues bien, en sólo tres jornadas le han adelantado estos cuatro rivales, de manera que el Betis ha regresado al mismo puesto que ocupaba cuando perdió en el campo del Levante (1-0) y Tapia fue relevado de su cargo.

Ahora, como entonces, la escuadra de La Palmera está a cuatro puntos del Cartagena, que sigue sin caerse y continúa marcando la frontera del ascenso. No todo es igual, obviamente. Cuando Víctor recogió a aquel moribundo que era el Betis, el segundo puesto estaba a doce puntos, mientras que ahora está a cuatro, como la tercera plaza. Y el liderato, otrora a trece puntos, se encuentra ahora a nueve.

NÚMEROS DE ASCENSO PESE A TODO. La situación vuelve a ser igual o más dramática que tras el adiós de Tapia, pero el Betis, con Víctor al frente, luce unos números que casi equivalen al ascenso a pesar de su reciente caída libre. En catorce jornadas ha sumado 24 puntos, así que su proyección a 42 jornadas es de 72 puntos, una cantidad que en condiciones normales asegurará el retorno a Primera este año.

Hay más. En la clasificación parcial de la segunda vuelta, la que coincide con la etapa de Víctor, esos 24 puntos darían al Betis la tercera plaza, por detrás del Levante (28) y el Elche (24 y mejor diferencia de goles) y justo por delante del Cartagena (también 24 pero con peor goal average). Es una buena muestra de la mediocridad de la categoría. En la segunda vuelta, el Betis ha logrado tres puntos más que la Real y once más que el Hércules.

  • 1