Deportes

El Betis pierde a Capi para cinco semanas y Tapia tendrá que cambiar por fuerza

Los problemas se le acumulan al Betis, que aparte de su mala racha sigue acumulando lesionados. El último es Capi, con un aductor roto. El camero estará algo más de un mes de baja.

el 17 nov 2009 / 16:35 h.

El Betis no tiene más remedio que cambiar si quiere reconducir su mala temporada y convertirla en la del undécimo ascenso a Primera, y desde luego lo hará el próximo domingo en Elche. No se sabe si jugará mejor o peor que hasta ahora y si será capaz de ganar al fin un partido, pero cambiar, cambiará. Lo hará por fuerza: Capi está lesionado de cierta gravedad, así que no podrá jugar en un mes, y Juande fue sancionado ayer con un partido por su patada a Trashorras, de manera que el centro del campo se queda cojo, más de lo que ya lo está habitualmente aunque todos los jugadores estén disponibles, y Antonio Tapia tendrá que pensarse muchísimo algunas cosas. Por ejemplo, dar una oportunidad a Emana o citar a Mehmet Aurelio.

El martes fue pródigo en malas noticias para el Betis. La primera fue la confirmación de que Capi está lesionado. El domingo sintió un pinchazo en el aductor derecho al chutar a portería y por eso fue sustituido por Odonkor. Ayer pasó por el hospital y se enteró de que sufre una rotura en el aductor y estará de baja "entre cuatro y cinco semanas", según el pronóstico del doctor Tomás Calero. El canterano, que ante el Celta cumplió 250 partidos de Liga con la camiseta del Betis, va de mal en peor: en verano tuvo problemas en el cuádriceps, luego se lesionó la rodilla tras estrenarse como titular en la Copa contra el Córdoba y ahora es el turno del aductor, justo cuando comenzaba a asentarse en la titularidad.

Por la tarde, el Comité de Competición cumplió el guión de cada semana y rechazó las alegaciones del club verdiblanco, una por la amarilla de Arzu en el inexistente penalti a Arthuro y otra por la roja a Juande. El órgano federativo, además, recurrió a su típico sarcasmo cuando de rechazar peticiones del Betis se trata y vino a decir que el vídeo enviado es poco menos que de chiste. "Dichos vídeos contienen imágenes con una duración, cada una, de décimas de segundo. Es decir, incluyen fragmentariamente aspectos o momentos concretos de las jugadas que son fugacísimos y que, en los términos en que están configurados, no permiten a este Comité apreciar la integridad o completad de lo acaecido. La pretensión del alegante de que este Comité aprecie la concurrencia de error material manifiesto en el acta arbitral sobre la base de tan limitadísimos o recortados medios probatorios carece de todo fundamento, dada, en fin, la bien conocida por el club doctrina sobre el error material manifiesto, por lo que no pueden tener favorable acogida las alegaciones formuladas", espeta Competición. La suerte para el Betis es que el nazareno, finalmente, no fue castigado, aunque ahora sí que está apercibido. De todos modos, los juristas verdiblancos recurrirán a Apelación.

EMANA... O AURELIO. Sin Capi, ni Juande ni Arzu, aún relegado a la función de central, el único acompañante que le queda a Iriney es Sunny, pero su rendimiento casi desaconseja su alineación, como bien ha entendido el propio técnico, que apenas le ha dado 22 minutos en las tres últimas jornadas. A cambio, el técnico dispone de la opción de convocar a Mehmet Aurelio, cuyo nivel de forma aún no es lo bastante digno para que sea titular, o alinear a Emana, con todo lo bueno y lo malo que eso supone. El camerunés, por cierto, regresó ayer a Sevilla después de una semana y media con su selección y comentó que al final no habría podido retornar el domingo, por mucho que su agente dijese que estaba dispuesto a jugar contra el Celta: "La selección no quería que volviese", alegó. Emana 'reaparecerá' esta mañana en la ciudad deportiva.

  • 1