miércoles, 24 abril 2019
21:20
, última actualización
Deportes

El Betis viaja a Castellón con el objetivo de cortar su mala racha

Ante el colista y sin su principal referente en ataque, el barcelonés Sergio García, el Real Betis de Tapia buscará asaltar las plazas de ascenso a Primera.

el 16 oct 2009 / 18:16 h.

Emana será titular en Castellón.

El once verdiblanco, con significativas ausencias, tratará de dinamitar una racha de tres empates consecutivos, el origen de las dudas en Heliópolis. El rival, con esperanzas gracias a la contratación del técnico catalán Tintín Márquez, recibe al máximo candidato al título con un punto en su herido y necesitado casillero.

Una de las principales novedades en el Real Betis será el regreso de Emana, desaparecido ante el Real Unión debido a su compromiso con Camerún. El de Yaundé, sensacional en el plano físico, es una de las principales referencias del cuadro hispalense y el antídoto para secar la resistencia defensiva orellut.

El preparador albinegro dispondrá una telaraña en la medular para congestionar la elaboración bética. Tapia, que ha entrenado sin público dos días, oculta sus planes, aunque, a priori, su propósito es dotar de una mayor velocidad a la zona de creación. Melli y Óscar López, castigados.

Así, medita emplear en Castalia dos variantes. Si el baenense recurre al clásico 4-4-1-1, el control en la construcción será para Iriney y Sunny, mientras que si finalmente opta por figurar con un versátil 4-3-2-1 alinearía un trivote en la zona ancha para liberar de responsabilidades a los interiores.

Rodri, Iriney y Sunny, con el fin de apuntalar la línea de resistencia, serían los elegidos, aunque la presencia de Juande no sería una sorpresa mayúscula. En ese caso, Caffa y Emana ejercerían de mediapuntas, y Pavone de '9'.

La imagen de intermitencia en el anterior compromiso en el Ruiz de Lopera ante el Real Unión ha generado que las exigencias sean máximas. A tres puntos de la Real, su principal rival en la pugna por abandonar el infierno de Segunda y líder, y a dos del Rayo, tercero y con pasaporte a la máxima, el corazón del Real Betis late a ritmo acelerado.

Tapia ha asumido el órdago y el duelo de Castalia es, tras tres empates consecutivos ante rivales de menor enjundia, una opción para reclamar el papel protagonista en la Liga y prorrogar la cuota de confianza en su bloque.

Castalia no es feudo talismán para el plantel de La Palmera, que no rinde visita al conjunto castellonense desde 1994. De 17 visitas, los verdiblancos sólo lograron alzar el máximo botín en tres, una renta insuficiente para un cuadro confeccionado a base de talonario y con la imperiosa necesidad de regresar a Primera División cuando el ejercicio regular expire.

Los condicionantes del duelo, sin embargo, no son especialmente favorables para los discípulos de Tapia. Las ausencias en forma de lesiones lastran de forma notable las cualidades del escuadrón más goleador de la Segunda División -14 dianas-, que se medirá a uno de los rácanos en el plano ofensivo -sólo seis goles a favor-.

En la nómina verdiblanca, el turco Mehmet Aurelio, Damiá, Juanma, Nacho y Sergio García no viajaron a Castalia a causa de sus respectivas dolencias, mientras que Emana y Nano, que aún no ha debutado en competición oficial, regresan a la hoja de citación. crecido.

Por su parte, en el seno del Castellón ha crecido la sensación de confianza desde el fichaje de Márquez. Tras el despido de Amaral, el cuadro albinegro pretende recuperar el pulso a la zona calmada de la Liga, un reto que ha asumido un técnico que renovaría de forma automática en el supuesto de que alcance su propósito clasificatorio.

El ex del Espanyol recupera el 4-4-2 sin variantes, ya que alineará de inicio a dos puntas, Uranga y Ulloa.El guardameta hispalense Lledó será titular, mientras que el ex bético Diego Reyes no se medirá a su ex conjunto, ya que, a priori, será uno de los inquilinos del banquillo. Mantecón y Dani Pendín, con Palanca y Valle en las bandas, serán los encargados de secar la elaboración visitante.

  • 1