Deportes

El Betis y el Sevilla también sufrieron a la Pantera Negra

El mítico Eusebio se enfrentó tres veces a los verdiblancos y una a los nervionenses entre el Carranza y el Ciudad de Sevilla.

el 06 ene 2014 / 21:46 h.

Eusebio recoge el trofeo al mejor jugador del Benfica en el Trofeo Ciudad de Sevilla de 1974. III Trofeo Ciudad de Sevilla (1974). Eusebio, en el palco del Pizjuán con el trofeo al mejor jugador del Benfica / Ruesga Bono QUICO CANTERLA - LUIS LASTRA Portugal y el mundo en general han despedido este lunes con honores de mito al gran Eusebio, la Pantera Negra, uno de los mejores futbolistas de la historia del deporte rey. Miles de aficionados del club de su vida, el Benfica, acudieron al Estadio de la Luz para honrar su féretro, que luego cruzó Lisboa en medio de un aguacero increíble, pero no tanto como la masa humana que corrió junto al coche fúnebre durante kilómetros. ¿Ypor qué aparece esta reseña en un periódico sevillano?Pues buena pregunta que a su vez ofrece una buena respuesta. El Betis y el Sevilla también tienen un pasado con la Pantera Negra. Ambos fueron víctimas de su temible puntería, aunque afortunadamente para ellos nunca se cruzaron sus caminos en una competición oficial, sólo en amistosos. Pero en casi todos los que coincidieron, tres en el caso del Betis y uno en el del Sevilla, el ídolo portugués vio portería. El primer precedente de Eusebio con el fútbol sevillano data del 30 de agosto de 1964. La cita, la final del Trofeo Carranza. El adversario, el Betis. El conjunto verdiblanco había eliminado a Boca Juniors y el portugués, al Real Madrid, en ambos casos por 2-1. En el choque por el título se impuso el Betis por 2-0 después de una prórroga:Rogelio marcó en el primer minuto del tiempo extra y Frasco sentenció la contienda en el 104’. Fue la única vez que Eusebio no marcó cuando se midió con un equipo sevillano. En la siguiente, además, compensó la ineficacia del año anterior. Ese segundo antecedente fue de nuevo contra el Betis y de nuevo en el Trofeo Carranza, en la semifinal de la edición de 1965. Esta vez vencieron las águilas lisboetas por 2-1, ambos goles obra de la Pantera Negra (51’ y 59’, este último de penalti que Grau cometió sobre él mismo). Aquel partido se jugó el 28 de agosto del 65. 1974: DOBLE DUELO EN NERVIÓN La última coincidencia entre Eusebio y los equipos sevillanos ocurrió en el III Trofeo Ciudad de Sevilla, que se celebró en 1974 en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán. Aquella edición fue un doble duelo hispalense-lisboeta, ya que el cartel se completó con el Sporting Clube. El campeón fue el Betis, pero el protagonismo estelar fue para Eusebio, que casualmente afrontaba la última de sus quince temporadas como benfiquista. El caso es que el mito portugués se enfrentó primero al Sevilla FC en una de las semifinales del ya extinguido torneo veraniego. Fue el 20 de agosto, ganó el Benfica por 1-2 y la Pantera Negra tuvo el honor de inaugurar el marcador en el minuto 8. Luego empató Lora (23’) y acabó decidiendo el duelo un tanto de Simoes en el último minuto. Impresionante imagen del féretro de Eusebio, hoy en el Estadio de la Luz. Impresionante imagen del féretro de Eusebio, hoy en el Estadio de la Luz. Al día siguiente, Eusebio volvió a verse las caras con el Betis de Ferenc Szusza, que había dejado atrás al Sporting de Lisboa en la otra semifinal (3-1). Era 23 de agosto, debió de hacer mucha calor y el partido no vio ningún gol ni en el tiempo reglamentario ni en la prórroga, así que hubo tanda de penaltis. El Betis falló los dos primeros, pero Esnaola, en un preludio de lo que ocurriría tres años después en la Copa, se lució deteniendo tres. Eusebio marcó la quinta pena máxima de su equipo, Cardeñosa impidió el triunfo del Benfica y finalmente Simoes se topó con el gato donostiarra para que Alabanda dejase el trofeo en casa.

  • 1