jueves, 25 abril 2019
16:05
, última actualización
Deportes

El blindaje de Mel dura mientras sume 12 puntos en ciclos de 10 partidos

Empezó bien, pero ahora estaría obligado a hacer 11 en las 7 próximas jornadas.

el 27 nov 2011 / 23:16 h.

Pepe Mel, exasperado durante el partido ante la Real.
Pepe Mel seguirá siendo el entrenador del Betis al menos hasta el partido contra Osasuna, pero la confianza del consejo de administración y la dirección deportiva en el madrileño está bajo mínimos después de sumar un solo punto de 27 posibles en nueve jornadas. Y si alguien lo dudaba, el club dio ayer un paso muy significativo. Por mucho que Miguel Guillén matizase que no había sido "formal", los consejeros se reunieron durante casi una hora con el director deportivo y los administradores concursales para valorar la coyuntura del equipo y el entrenador. La conclusión, que Mel sigue. La razón, que destituirlo ahora es excesivamente caro. La presencia de los concursales (Antonio Jesús González y Francisco Tato ya estaban allí porque vieron el partido en vivo, pero Gerardo Narbona fue reclamado a última hora) es muy indicativa en este sentido.

El Betis puede destituir a Mel en cualquier momento, como es obvio, pero si lo hace en las circunstancias actuales, con el equipo fuera de descenso, le costará un riñón y parte del otro, unos dos millones de euros. Hay cláusulas, sin embargo, que abaratan el despido. Por ejemplo, que el Betis no vaya a un ritmo de 12 puntos cada 10 jornadas. Los 12 primeros los logró en los cuatro primeros partidos, pero el frenazo desde el triunfo ante el Zaragoza es abismal y Mel tendría que sumar 11 puntos en las siete próximas jornadas para no bajar de ese listón que a su vez le da ese privilegio contractual. Si tras 20 partidos (28 de enero) no llega a los 24 puntos, el club le pagaría sólo hasta donde haya trabajado. No significa que Mel tenga siete partidos más de margen, lógicamente, pero casi. Si antes cae en zona de descenso y permanece un número determinado de jornadas, el cese también se abarata.

Mientras el Betis realiza sus cuentas y Mel trata de resucitar un equipo moribundo, suenan nombres y más nombres, en realidad son los mismos desde hace días: Esteban Vigo (eldesmarque asegura que la entidad verdiblanca se puso ayer en contacto con el ex del Hércules), Míchel... En Heliópolis juran y perjuran que reciben ofrecimientos pero que aún no han tocado a nadie. Lo que sí empieza a darse por hecho es que el Betis, ahora sí, fichará en invierno. Así pues, los concursales deben ver cómo se ajustan los números.

  • 1