Local

El capitán del petrolero admite que detectó "corrosión" en los tanques de lastre pero no "rotura"

En otro informe, de octubre de 2002, certificó que estaban "en buenas condiciones".

el 13 nov 2012 / 09:56 h.

El capitán del petrolero 'Prestige', Apostolos Mangouras.
El capitán del petrolero 'Prestige', Apostolos Mangouras, ha admitido en su declaración que detectó "corrosión" en los tanques de lastre cuando asumió el relevo del barco en septiembre de 2002, pero descartó que hubiese "ningún tipo de rotura".


Sin embargo, Mangouras, que pasó 83 días en la cárcel tras la catástrofe, no ha concretado, durante el juicio por la catástrofe marítima que se ha reanudado este martes con su declaración en el décimo aniversario del siniestro, por qué no alude a esta corrosión en un informe firmado por él, el 30 de octubre de 2002, en el que certifica que "no hay defecto" en los tanques y que están "en buenas condiciones".

Con su declaración, se ha reanudado el juicio por el siniestro marítimo del 'Prestige', que supuso el vertido de unas 60.000 toneladas de fuel --de las casi 77.000 que llevaba el barco-- en la costa gallega y que alcanzó las costas de Asturias, Cantabria, País Vasco y Francia.

ESTADO DEL BUQUE

Mangouras, que ha mostrado entereza y claridad en sus contestaciones, excepto en las que ha dicho "no recordar" algunos detalles, ha precisado que no estaba "capacitado" para determinar el grado de corrosión que podían tener los tanques, a preguntas del fiscal Alvaro García Ortiz sobre las inspecciones al barco, la situación de los tanques de lastre, el estado de la máquina del buque o una posible sobrecarga.

Asimismo, ha indicado que él no participaba en las revisiones del barco. "No tenía nada que ver conmigo", ha recalcado Mangouras, quien, preguntado por qué en una de ellas el inspector no supervisó los tanques, el capitán ha admitido que éste "tenía que verlos", pero que no le pidieron que los vaciase para poder inspeccionarlos.

Por otra parte, ha asegurado desconocer que el petrolero tuviese prohibido operar en más de una decena de puertos, entre ellos Estados Unidos, Cub, Líbano, Finlandia o Dinamarca. "Durante mi servicio en el barco no llegamos a estos países", ha sentenciado.

Mangouras sí ha confirmado que no leyó, antes de asumir el control del barco, el libro de navegación del anterior capitán en el que, según la Fiscalía, se advertía de la existencia de deficiencias en el barco.

Del medio centenar de abogados personados en la causa, el capitán solo ha aceptado contestar al Ministerio Público, a la Abogacía del Estado y de la defensa, así como a los letrados de las entidades consideradas responsables civiles, la aseguradora London Steam-Ship Owners Mutual Insurance Association Limited y el Fondo Internacional de Indemnización de daños por la contaminación de hidrocarburos (Fidac). Para ello, ha alegado su "edad avanzada", 77 años.


  • 1