Deportes

El cartel del Betis-Zaragoza, en homenaje a Esnaola

El legendario guardameta se jubila al término de esta temporada tras 40 años en el club. Es el futbolista que más ha jugado en la historia del Betis en Primera.

el 22 may 2013 / 12:32 h.

EsnaolaJosé Ramón Esnaola vivirá el domingo su último partido como profesional del Real Betis Balompié en el Benito Villamarín después de 40 años de entrega a las trece barras. El club ha querido dedicarle el cartel anunciador del encuentro con una instantánea histórica en la que Esnaola agarra la Copa del Rey en el césped del Vicente Calderón. Un cartel para coleccionistas en el adiós a un grande de la historia verdiblanca. El mítico guardameta vasco José Ramón Esnaola abandonará el Real Betis al cierre de la temporada actual tras 40 años de servicio en la entidad de La Palmera. Nacido en la localidad guipuzcoana de Andoáin, Esnaola fue en 1973 el fichaje más caro concretado hasta entonces por el club de Heliópolis, que abonó 12 millones de las antiguas pesetas a la Real Sociedad, su anterior equipo. En las filas heliopolitanas disputó 303 partidos, en los que intervino en 27.172 minutos -la cifra más alta en la historia del Betis en Primera, incluso por delante de Cardeñosa (25.851) y Juanito, segundo de Mel (22.531)-. En 1977 se proclamó campeón de la Copa del Rey que conquistó el once verdiblanco ante el Athletic. Detuvo tres lanzamientos de la fatídica tanda de penaltis y anotó el disparo clave ante el mítico Iríbar, al que siempre idolatró. Se retiró del fútbol en activo en 1985, aunque posteriormente estuvo vinculado al Real Betis, en el que ejerció de primer entrenador en dos etapas a principios de los 90 y ya en la centuria actual asumió la función de entrenador de porteros, puesto en el que se retirará en apenas un mes. Esnaola reflexionó ayer en los micrófonos de Radio Betis de su periplo en La Palmera. En alusión a sus mejores recuerdos, el de Andoáin dijo que “me quedo con el ascenso que conseguimos nada más llegar aquí, la final de Copa del 77, la final que ganamos a Osasuna en 2005… Son muchos momentos bonitos”. Sobre el ambiente que vivió en el vestuario en su etapa de jugador, el vasco indicó que “casi todos salíamos juntos, éramos una piña. Ahora cada uno va por su lado“.  

  • 1