El centro de salud de Rabesa de Alcalá de Guadaíra obtiene el certificado de calidad

Se inauguró hace dos años

el 16 sep 2009 / 19:47 h.

Achille Emana
El centro de salud Virgen de la Oliva acaba de recibir un certificado de calidad por sus instalaciones y por el servicio que ofrece desde que se fundara hace un par de años en la popular barriada de Rabesa de Alcalá de Guadaíra.

 

El director del distrito sanitario Sur, José Antonio Sanz, recibió satisfecho el certificado de calidad, que, en su opinión, supone el reconocimiento al esfuerzo de los profesionales para mejorar los servicios que ofrecen a los usuarios del consultorio. Y es que los trabajadores orientan su función cada día en torno a una serie de valores, como la consideración del ciudadano como eje de la labor asistencial y la calidad científica y técnica de los profesionales.

En el proceso de acreditación de esta unidad se destacaron sus avances en el control de las demoras, pues garantiza la asistencia en menos de 24 horas desde que el usuario la solicita. Por otra parte, para promocionar la salud, el ambulatorio contempla una amplia cartera de servicios, como la unidad de planificación familiar o el impulso al proyecto Forma Joven. De igual modo, se trabaja para poner en marcha un plan integral contra el tabaquismo y otro relacionado con la oncología.

Este centro de salud, que dirige Encarnación Porras Tejero, comenzó su proceso de acreditación con la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía en junio de 2008 y por fin lo consigue. Hoy día atiende a una población de referencia de 25.260 habitantes. El centro de salud cuenta con 17 facultativos (14 médicos de familia y tres pediatras) y 15 enfermeros, además de matronas, fisioterapeutas, terapeuta ocupacional y auxiliares de enfermería.

  • 1