jueves, 21 febrero 2019
20:02
, última actualización
Local

El Cercanías del Aljarafe se libra de los recortes y estará en 2011

Griñán lo pone como prioridad en la movilidad incluso por delante de la SE-40.

el 12 jun 2010 / 06:15 h.

TAGS:

El Cercanías del Aljarafe (C-5) se pone en obras este mes y estará antes de 2012, como pretendían los alcaldes de la comarca. El ministro de Fomento, José Blanco, dio estos plazos ayer en Sanlúcar la Mayor, el pueblo que más reivindicó esta línea de la mano del que fuera su alcalde, el fallecido Juan Escámez. Aunque en su primera intervención dio la fecha de 2012, Blanco se desdijo seguidamente en un acto con el PSOE aljarafeño, donde aclaró que estaría "antes del 22 de mayo de 2011". En ese foro, Blanco se centró en explicar todos los detalles del Cercanías del Aljarafe que, según sus cálculos, prestará servicio a 80.000 vecinos de nueve pueblos y permitirá la reducción de me- dio millón de desplazamientos en coche y 1.200 toneladas de emisiones contaminantes al año.

Con el ejemplo del Cercanías, Blanco dio por sentada las prioridades de las futuras inversiones de Fomento, después del anunciado recorte presupuestario del Ministerio. "Hablar de transportes en el futuro es hablar del ferrocarril", dijo en un discurso en el que eludió mencionar proyectos de calado y pendientes de financiación como la SE-40. En esa línea, el presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, que también asistió a la cita, defendió estas tesis y explicó que en estos tiempos "hay que seleccionar prioridades", y recalcó que "se puede esperar a una autovía, pero no al ferrocarril", que reconoció como medio eficaz y sostenible tanto para el transporte de mercancías como el de personas.

El ministro de Fomento, que no quiso responder a las pregun- tas de los periodistas tras concluir el acto, recordó la inversión para el Cercanías, que asciende a 60 millones, ya que a los 41,8 millones que se adjudicaron para las obras a finales del pasado abril se suman otros 18,3 más para costear materiales, instalaciones de seguridad y expropiaciones, entre otras cuestiones. Además, señaló que, con su incorporación y la de la línea que unirá Santa Justa con San Jerónimo y la Isla de la Cartuja (C-2), la futura red de cercanías aumentará en capacidad. Tanto, que prevén que haya un total de 39.400 viajeros más al día -un aumento del 63,6%-, o lo que es lo mismo, alcanzará los 11,2 millones de viajeros anuales.

El Cercanías, que concentró a muchos alcaldes del Aljarafe, no deja contento a todos. El equipo de gobierno municipal de Espar-tinas se concentró con una pancarta a la puerta de la Cilla del Cabildo de Sanlúcar la Mayor para reclamar que esta línea pare en la localidad. "Hemos enviado 460 faxs a Fomento sin obtener respuesta alguna a una petición que viene recogida en el Plan Metropolitano de Transportes", aclaró Domingo Salado (PP), que recibió, junto a 20 vecinos y al grito de "discriminación", al ministro. Éste, lejos de arrugarse, dio un halo de esperanza a estos vecinos, aunque sin plazos ni fechas. "Algunos reclaman nuevas estaciones y ya llegarán".

Mientras, Griñán dio un paso más y pidió que "se resuelva el problema de movilidad de un municipio que hoy por hoy se siente excluido". más proyectos. Esta línea se engloba dentro de un plan mayor que pretende completar la futura red de Cercanías para el área metropolitana y que concluirá a partir de 2012. Así, Blanco anunció que el próximo julio saldrá a exposición pública el proyecto de mejora de las infraestructuras del anillo ferroviario de la capital hispalense. Además, prevé crear un Centro de Gestión e Información del Cercanías, que permitirá "resolver las incidencias en la red" y que está en fase de contratación. Por último, contempla cuatro intercambiadores en Sevilla, en concreto en la Universidad Pablo de Olavide, San Bernardo, Fibes y la estación de Santa Justa.

  • 1