Local

El cine sueco y griego conquistan la edición más independiente

'Eat, Sleep, Die', de Gabriela Pichler y 'Boy eating the bird's food', de Ektoras Lygzios, acaparan los principales galardones del certamen sevillano

el 11 nov 2012 / 00:01 h.

TAGS:

Tras la gala de clausura en el Teatro Lope de Vega, los premiados posaron con sus respectivos trofeos, en forma de Giraldillo, en la tradicional foto de familia.

El IX Sevilla Festival de Cine Europeo ya es historia. Un palmarés no tan cuestionado como el de otros años y una gala de clausura casi tan brillante como la inaugural pusieron ayer el punto y final a una intensa semana en la que este certamen ha conseguido afianzarse como un proyecto asumido por la ciudad, más allá de colores políticos, cuya continuidad ya no parece cuestionar nadie. El nuevo director de la muestra, José Luis Cienfuegos, ha logrado lo que no alcanzó ninguno de sus predecesores: cerrar sin polémicas, más allá de las cinematográficas, una cita que además empieza a despuntar como referente del cine de autor e independiente.

A falta del balance final de espectadores (hasta anoche seguían proyectándose películas), Cienfuegos mostró ayer su satisfacción por el desarrollo de una edición en la que, pese a reconocer que se han podido cometer algunos errores, "se ha sacado adelante un gran festival en tan sólo cinco meses, un tiempo récord". El director pronunció estas palabras antes de anunciar, en rueda de prensa, la lista de los 12 galardones del SEFF.

La cinta sueca Eat, Sleep, Die (Come, duerme, muere), de Gabriela Pichler, fue premiada con el Giraldillo de Oro a la Mejor Película, el galardón más codiciado, con una dotación de 35.000 euros. La actriz protagonista Nermina Lukac, también reconocida como mejor actriz de la Sección Oficial, recogió durante la ceremonia de clausura, celebrada en el Lope de Vega, ambos galardones, que agradeció, más cuando ella, según dijo, acaba de llegar a la industria.

El Giraldillo de Plata -20.000 euros- se lo llevó la obra griega Boy eating the bird's food (El chico que comía alpiste), de Ektoras Lygzios, cuyo protagonista Yiannis Papadopoulos fue también galardonado como mejor actor. La intérprete Lila Baklesi recogió ambas figurillas y disculpó a su compañero de reparto, que se encontraba rodando en Grecia.
Uno de los momentos más divertido de la ceremonia, que estuvo cargada de humor y música gracias al brillante trabajo (una vez más) del actor Álex O'Dogherti y a su Banda de la María, llegó con la entrega del Gran Premio del Público dentro de la Sección del European Film Awards (EFA), que recayó en Amour de Michael Haneke. El cineasta español Montxo Armendáriz recogió la estatuilla en su nombre, sin saber en realidad el porqué. "No sé si me han pedido que recoja el premio por mi proximidad en edad a los protagonistas de la película o porque tengo canas como Haneke. He intentado hablar con él pero me ha sido imposible, aunque me imagino que querrá agradecer este galardón al público de Sevilla y al festival", dijo arrancando el aplauso y las risas del público que llenaba el teatro.

Pero si poco explicable podría ser la elección de Armendáriz, más que discutible resultó confiar la entrega de este galardón a Juan Bueno, portavoz del grupo popular en el Ayuntamiento. Esta costumbre de elevar a los responsables políticos e institucionales al séptimo arte no es novedad en el SEFF, también es una herencia -en este caso continuada- del equipo anterior.

La emoción a la gala llegó con el Premio Ciudad de Sevilla. La actriz, cantante y directora de cine María de Medeiros recogió el Giraldillo de manos de la delegada municipal de Cultura, María del Mar Sánchez Estrella. "Es un inmenso honor. Le agradezco a José Luis Cienfuegos, my dear Hundredfires -lo rebautizó-, al festival y a los sevillanos este galardón".

La artista lusa hizo en su discurso una férrea defensa del cine europeo, "un cine de autor, de reflexión y de culturas, pero también divertido". Y tuvo un reconocimiento especial para la cineasta Àgne Vardá y para las mujeres dedicadas a este arte. "Quiero dedicarle este premio a todas las directoras. Yo era de una generación que pensaba que nuestras madres conquistaron la igualdad y que ahora nosotras íbamos a disfrutarla. La realidad es distinta. Hacer películas es difícil, pero más siendo mujer".

El resto de la ceremonia, que en principio se aventuraba tediosa por el monótono protocolo de entrega y recogida de estatuillas, fue más que llevadera gracias a su presentador, que jugó y bromeó toda la noche con el incomprensible orden de las palabras que dan nombre al certamen: "Sevilla Festival de Cine Europeo. Una noche agradable espero hayan pasado que".

En cuanto al resto de premios, el Especial del Jurado recayó sobre la producción italiana-francesa Reality, de Matteo Garrone, por ser "un tour de force cinematográfico realizado por un director que combina con maestría la artesanía del cine con lo espontáneo e inesperado". El galardón al mejor guión fue para los escritores de Paradise Faith, Ulrich Seidl y Veronika Franz, mientras que Sister, de Agnès Godard, se lleva el reconocimiento a la mejor dirección de fotografía.

El Giraldillo de la sección Eurodoc fue a Leviathan, de Lucien Castaing-Taylor y Verena Paravel. El jurado de esta sección otorgó también un premio ex-aequo a la española Mapa, de León Siminiani. Ambas obras son, según han destacado los miembros del jurado, "dos películas que proponen nuevos caminos a la cinematografía por sus hallazgos estéticos y narrativos y que merecen ser vistas por un público más amplio". El jurado Camp_US de la sección Las Nuevas Olas reconoció a la española Arraianos, de Eloy Enciso. Por su parte, el premio Eurimages a la mejor Coproducción Europea, que reconoce a la mejor cinta financiada con fondos europeos, fue para Sister, de Ursula Meier, otorgándose también un reconocimiento ex-aequo a Paradise Faith, de Ulrich Seidl.

La cinta de animación El corazón del Roble, dirigida por los españoles Ricardo Ramón y Angel Izquierdo, se llevó el Giraldillo Junior. Finalmente, la Asociación de Escritores Cinematográficos de Andalucía otorgó su premio a El chico que comía alpiste y The Hunt.

  • 1