viernes, 14 diciembre 2018
09:44
, última actualización
Deportes

El color gana al run

De carrera tiene sólo el nombre, un reclamo para un recorrido donde lo difícil es no divertirse. Aquí todos quieren que le pinten la cara.

el 03 nov 2014 / 12:31 h.

Color Run Un grupo de participantes en la Color Run en la avenida de La Palmera. Foto: A. Camaaño. “Ánimo, que del deporte también se sale”. Fue una de las ocurrencias que como un torrente salían de uno de los dos animadores de lujo de la Color Run Sevilla, Alberto López, que junto a Alfonso Sánchez, su compadre en  las aventuras de ‘El Mundo es Nuestro’, disparaban la adrenalina en el primer escenario de la Plaza de España, desde donde partía una carrera tan particular que no es apta para corredores, en el sentido más ordodoxo de la denominación. Porque correr está aquí demás, lo esencial, es, como dirían Lole y Manuel, que todo sea de color, desde la cabeza a los pies. Y tanto polvo de colores y en tal cantidad arrojan sobre los no esforzados de la ruta que la desigualdad se vuelve igualdad durante una marcha aderezada con miles de watios de música, bailes y, por supuesto, un selfie por aquí y otro por allá, que son tiempos donde tan importante es estar como contarlo, que todo el  mundo sepa lo bien que lo pasamos. Y no se equivoquen, así es y así fue. Twitter, facebook y demás redes de colores dieron fe de ello desde las 10 de la mañana, cuando en perfecta salida por cajones, para evitar aglomeraciones –que tomen buena nota, como diría aquél, en la Nocturna del Guadalquivir –el Cabesa y el Culebra iban dando un particular pistoletazo de salida, reforzados con un Dj que disparaba la adrenalina y las ganas de pasarlo bien. Porque si la vida es chula, previo pago de 20 euros (así es la vida), después de cruzar la no meta, en la explanada de la Feria, y rematar con una fiesta en la Fun Zone, digamos convencidos que estuvieron bien invertidos. Que no toda la satisfacción va a ser rebajarle segundos a un cronómetro  que en la Color Run no tiene sentido. El triunfo está en las caras happy de los runners, muchos de ellos guiris, muchas familias al completo entregadas con entusiasmo al color en la ciudad del color especial.

  • 1