jueves, 15 noviembre 2018
13:46
, última actualización
Local

El Consejo estudia recurrir la subida de la tasa de las sillas

El Ayuntamiento quiere cobrar 45.000 euros más desde 2013 a las cofradías por la carrera oficial.

el 10 abr 2012 / 20:46 h.

TAGS:

Un operario colocando las sillas de los palcos de la plaza de San Francisco para la Semana Santa.

El Consejo de Cofradías está barajando la posibilidad de recurrir la subida de casi el 100% del canon municipal que abona al ayuntamiento por la ocupación de la vía pública de las sillas y palcos de Semana Santa. El plan de ajuste económico del Consistorio plantea que en lugar de los 50.000 euros que abona actualmente, la tasa ascienda hasta 95.000 euros el próximo año. Una cantidad "que hay que solucionar", según confirmó ayer el presidente del Consejo de Cofradías, Adolfo Arenas, quien no descartó un recurso administrativo si no encuentra "argumentación y base jurídica" en esa subida.

El máximo mandatario del Consejo de Cofradías , detalló que ya se está estudiando en el seno de la corporación de la calle San Gregorio esta tasa, que ha sido comunicada recientemente por parte del consistorio, y a la que le están buscando su base jurídica. El Ayuntamiento de Sevilla, por su parte, detalla en su plan de ajuste económico que esta tarifa "de manera más notoria y evidente se encuentra por debajo del valor de mercado de la utilidad derivada del aprovechamiento del dominio público". El argumento expone que el Consejo de Cofradías recauda alrededor de 2 millones de euros por los abonos de las sillas y palcos de la Semana Santa. Así, y "dado que no se trata de un servicio de primera necesidad y que se paga sólo una vez al año por el usuario", el Consistorio propone una actualización de tarifas "que teniendo en cuenta que se trata de más de 34.000 sillas, la repercusión unitaria en casa abono sería de 1,34 euros", por lo que el incremento de ingresos estimados por las tasas de la carrera oficial ascenderían a 45.000 euros.

Este argumento, de momento, no es válido para el presidente del Consejo, que descarta entrar "en un debate absurdo" si se tiene en cuenta que los cortejos de Semana Santa también dejan mucho dinero a toda la ciudad en general. "No vamos a pedir una rebaja de la tasa, simplemente estudiar qué conceptos se han aplicado para tener el resultado de esta tasa, y siempre lo haremos dentro de la norma", precisó Arenas.

Por este motivo, descartó la posibilidad de solicitar una rebaja al ayuntamiento hispalense dado que "esta posibilidad no está amparada en el derecho administrativo". No obstante, no descartó una reunión con el alcalde, Juan Ignacio Zoido, o con el concejal de Fiestas Mayores, Gregorio Serrano, para conocer de primera manos los conceptos en que se ha basado el consistorio para incrementar este impuesto.

El presidente del Consejo de Cofradías también explicó que la institución que dirige aún no tiene decidido si este incremento de las tasas repercutirá directamente en los precios de los abonos tanto de las sillas como los palcos, aunque sí recordó que actualmente su organización "tiene muchas cargas económicas" motivadas fundamentalmente por la actual crisis económica que sufre el país, que ha incrementado considerablemente las partidas destinadas a la labor social de las hermandades para ayudar a las personas más necesitadas.

  • 1