viernes, 19 abril 2019
23:55
, última actualización
Deportes

El consejo se reunirá una vez al mes y los consejeros tendrán "autonomía"

El Betis presentó ayer la reorganización de sus "estructuras". Se refuerza el consejo, del que se asegura que se reunirá una vez al mes; se crea una comisión ejecutiva que controlará el funcionamiento de todas las parcelas; y nace el coordinador general. El cargo recae en el actual portavoz, José María Blanco.

el 28 oct 2009 / 22:04 h.

Cansado de escuchar durante años que era un club sin estructuras, el Betis presentó ayer lo que dio en llamar "reorganización". Las principales novedades son el nacimiento de una nueva figura, el coordinador general, que será el ahora portavoz, José María Blanco, y el reforzamiento del consejo de administración como lo que debería haber sido desde el principio, el órgano que rige el funcionamiento de la entidad. El consejo se reunirá una vez al mes "y lo suyo es que sea en el estadio", según apuntó Blanco. Parece mentira que ese hecho sea noticioso a estas alturas de la película, pero lo es. Como también lo es que Blanco indicase que los consejeros tendrán "autonomía". "Hay un acuerdo tácito e interno para que trabajemos de otra forma, aunque no olvidemos que él [Lopera] es el consejero delegado y su opinión tiene mucho peso", matizó.

Otra novedad es la creación de una comisión ejecutiva en la que por supuesto estará Lopera junto al presidente, José León, y los consejeros Ángel Martín (adjunto a la presidencia), Jaime Rodríguez Sacristán (área jurídica y seguridad) y Blanco, que se definió a sí mismo como "un dinamizador de las estructuras". Llaman la atención las ausencias del vicepresidente Rufino González (patrimonio e instalaciones) y de Manuel Castaño (jurista y director ejecutivo de la cantera).

Blanco, que también dirigirá el área de comunicación y marketing, presentó la remodelación. "Hemos hecho un estudio serio y riguroso, hemos hablado con gente de muchos sectores y llegamos a la conclusión de que era necesario recomponer y actualizar todos los estamentos de la entidad", indicó el coordinador general. El discurso fue bien intencionado, pero la "recomposición" y la "actualización" se llevarán a cabo con los mismos de siempre. "Entrar como un elefante en una cacharrería es nefasto. Aquí hay gente muy válida", replicó Blanco. En su opinión, uno de los problemas del Betis es que "no había mecanismos de control". A partir de ahora, la comisión ejecutiva realizará "un seguimiento del funcionamiento diario" y trasladará sus informes al consejo. "Eso por narices va a redundar en la mejora del club", sentenció. Lo paradójico es que los cinco miembros de la comisión también lo son del consejo.

Como curiosidad, en el apartado de la dirección deportiva se sitúa como primer recurso del esquema de trabajo el "sistema de parabólicas", aunque Blanco detalló que los técnicos viajan cada vez que el Betis no juega en casa (el pasado fin de semana, al Villarreal B-Castellón y al Almería-Valencia) y que hay una videoteca con 400 partidos grabados. Además, el departamento de marketing organizará el 75º aniversario del título de Liga.

  • 1