Local

El Consistorio amenaza a la plantilla con un ERE tras cerrar Diego de Riaño

Casi 200 trabajadores que hasta ayer trabajaban para el Ayuntamiento en el edificio de Diego de Riaño se marcharon de sus dependencias, después de que la Inspección de Trabajo decretara el cierre del inmueble por falta de seguridad. Como ahora no hay sitio para reubicarlos, el Consistorio busca oficinas en alquiler y no rechaza un ERE de personal para adecuarse.

el 16 sep 2009 / 02:26 h.

TAGS:

Los casi 200 trabajadores de Diego de Riaño recogieron ayer sus cosas. La Inspección de Trabajo ordenó el cierre del inmueble por falta de seguridad, con el criterio favorable de la Junta y el rechazo del Ayuntamiento. Ahora no hay sitio para todos. El Consistorio busca alquileres, pero también estudia ofrecer funcionarios a la Junta y realizar un ERE para el personal laboral.

El decreto de cierre tramitado por los sindicatos ha dado resultado. La Inspección de Trabajo ordenó ayer clausurar el centro de trabajo mientras no se den las circunstancias adecuadas, una decisión respaldada por la Consejería de Empleo y que el Consistorio estudia recurrir. Afecta a casi 200 trabajadores y a tres servicios municipales, que se pueden ver sensiblemente afectados: Salud, Igualdad y los servicios jurídicos. El delegado de Edificios Municipales, Joaquín Díaz, asumió ayer que tras el cierre de Diego de Riaño estas áreas pueden sufrir un recorte, porque no hay sitio para todos en los edificios municipales ni presupuesto para alquilar nuevas oficinas. Ante esto, expresó una máxima: "No vamos a permitir que los trabajadores se queden en sus casas y les sigamos pagando mientras se realizan las reformas".

El edil planteó tres escenarios posibles. El primero, reubicar al máximo número de trabajadores posible. Como ocurrió cuando se decretó por primera vez el cierre antes de Feria, se intentará realojar a los cargos con más responsabilidad. Y esta vez se pretende también que se reubiquen determinados servicios que se consideran esenciales. La unidad administrativa de Salud y el servicio de inspección de piscinas municipales se trasladarán a la actual sede de Consumo. De esta forma se logra que los expedientes sigan adelante, y que se consigan iniciar las actuaciones en las piscinas justo a tiempo, ya que en las últimas semanas los miembros de este servicio no han podido trabajar.

"Pero no vamos a poder meter a tanta gente en las oficinas municipales", admitió Joaquín Díaz. El edil planteó como alternativas que los funcionarios que no tengan sitio, sean ofrecidos a la Junta de Andalucía para que ésta los integre en alguno de sus servicios, una propuesta que los sindicatos consideran ilegal; mientras que el personal laboral se intente reubicar en otras delegaciones municipales. "Para los que no tengan cabida, la única solución es un Expediente de Regulación de Empleo (ERE), no queremos contemplarla, pero puede ser la única opción". En este caso, el Ayuntamiento se podría aferrar a que es personal laboral que no realiza ya ninguna función en el Consistorio.

También desde el área de Patrimonio, dirigida por Alberto Moriña, se realizan gestiones encaminadas a solucionar el conflicto. El edil inició ayer los trámites para realizar el expediente de adaptación de la planta superior del edificio del Metrocentro para oficinas de una forma más acelerada incluso, de forma que se pueda acortar el plazo de seis meses previsto. Para realizar este traslado, el Consistorio cuenta con un presupuesto de un millón de euros, aunque las gestiones se retrasarán. La posibilidad de alquilar otras oficinas o locales para alojar a estos servicios sigue muy lejos de aplicarse.

Los dos ediles habían defendido desde el principio que el traslado se debía acelerar, aunque mientras tanto apostaban por mantener a los empleados en Diego de Riaño, con unos argumentos basados en dos informes de Edificios Municipales y otro de los Bomberos.

Los sindicatos municipales celebraron ayer el cierre de Diego de Riaño y exigieron responsabilidades al Gobierno local por lo ocurrido. El comité de empresa presionó desde antes de Feria para que el inmueble no reabriese y se encontró después con los informes contrarios a la seguridad de la Junta y la Inspección de Trabajo.

  • 1